Quintanar de la Orden (), 28 de diciembre de 2018.- El incluirá a los niños y niñas de cero a cinco años y a las embarazadas dentro del Programa de Atención Dental Infanto-Juvenil del que hasta ahora se benefician los chicos y chicas de seis a quince años y las personas cuya discapacidad física o psíquica incida directamente en la extensión, gravedad o dificultad de su patología bucal.

Así lo ha indicado hoy la directora gerente del SESCAM, Regina Leal, durante la visita que ha realizado al de la localidad toledana de Quintanar de la Orden para participar en una actividad musical de cepillado bucal y aplicación tópica de flúor dirigida a la población organizada por los profesionales de la Unidad de Salud Bucodental.

Leal ha recordado que la ampliación de esta cobertura fue uno de los anuncios realizados por el presidente de Castilla-La Mancha, , durante el último Debate del Estado de la Región como compromiso a ejecutar durante la próxima legislatura.

Castilla-La Mancha sería la primera Comunidad Autónoma en legislar en materia de salud bucodental ofreciendo coberturas a las gestantes y a la población desde el nacimiento hasta los cinco años, según ha asegurado la directora gerente del SESCAM.

Para llevarlo adelante, el SESCAM trabaja ya junto a un grupo de expertos en el análisis y las modificaciones que serían necesarias realizar en el actual Programa de Atención Dental Infanto-Juvenil con el fin de incluir en el mismo al paciente desde su nacimiento hasta el día antes de cumplir los dieciséis años, así como la atención bucodental de la mujer durante el embarazo.

“Consideramos que es necesario priorizar la atención del paciente desde su concepción, es decir durante el embarazo, abriendo además un espacio a la odontología para los bebés ya que los profesionales nos están alertando que a los seis años ya se están encontrando un elevado porcentaje de niños que ya han enfermado de caries, incluso en piezas permanentes”, ha afirmado Leal.

Sensible a esta recomendación de los expertos, el Gobierno de Castilla-La Mancha abordará durante la próxima legislatura la ampliación de la cobertura del Programa de Atención Dental Infanto-Juvenil.

Para ello, según ha indicado Leal, se incluirá el seguimiento de la erupción primaria o temporal y la exploración de la dentición primaria y su evolución, así como descartar la existencia de caries y otras patologías, y la intervención de los profesionales de salud bucodental del SESCAM en caso necesario desde los cero a los seis años.

Además, se reforzará el seguimiento de la salud oral de la mujer embarazada con el fin de minimizar los riesgos que las infecciones orales pueden provocar, como parto prematuro, bajo peso al nacer, etc. Todo ello acompañado del desarrollo y puesta en marcha de programas encaminados a la prevención.

Labor preventiva

A este respecto, ha destacado la importancia de actividades como la que se ha desarrollado hoy en el de la Orden, promovida por el odontólogo y la higienista dental , para visibilizar la labor preventiva que realizan los profesionales de las Unidades de Salud Bucodental del SESCAM dentro de la sanidad pública.

“Desde el Gobierno de Castilla-La Mancha siempre apoyaremos este tipo de actividades que nacen de los propios profesionales porque la promoción y la prevención en materia de salud es la mejor herramienta para evitar la enfermedad”, ha remarcado Leal, quien ha recordado que la promoción y la prevención son dos de los pilares sobre lo que están asentadas las políticas sanitarias del Ejecutivo regional.

Por su parte, el odontólogo Francisco García-Navas ha destacado la oportunidad que suponen el desarrollo de estas acciones para poder conocer y relacionarse con los usuarios lejos del sillón odontológico y en un ambiente más distendido, lo que facilita que los valores en cuidados sobre higiene oral calen mejor.

Cepillado a ritmo de música

Con el apoyo de varios trabajadores del CEDT de Quintanar y de la coreógrafa , la actividad se ha iniciado con el reparto bombones de chocolate entre todos los participantes, cedidos por una empresa chocolatera local. La idea es hacer ver que comer dulces no está reñido con una correcta higiene bucal, siempre y cuando se asuma el hábito de cepillarse los dientes después.

Los participantes han recibido también un cepillo de dientes y una pasta fluorada. Los profesionales de la USBD les han enseñado las ventajas de un correcto cepillado tras la ingesta de las comidas y sobre todo después del dulce. Y es que tal y como han indicado, para un buen cepillado hay que dedicar un minuto a cada cuadrante de la boca y escupir los excesos de pasta fluorada en un vaso de plástico cada vez que se finaliza el cepillado de un cuadrante.

Una vez finalizado el cepillado de la boca, los participantes han procedido a bailar varias canciones infantiles relacionadas con la salud oral, una de ellas con lenguaje de signos con el fin de hace más inclusiva esta actividad de educación para la salud.