El , a través de la Dirección General de , e Inspección de la Consejería de Sanidad, ha aprobado el Plan de Inspección de centros, servicios y establecimientos sanitarios para el año 2016.

En su encuentro con los inspectores sanitarios de la Comunidad, la directora general , Ordenación e Inspección, , ha destacado la importancia de esta herramienta para garantizar los niveles de calidad y seguridad que requiere la atención de los ciudadanos en los centros sanitarios de Castilla-La Mancha y proteger de este modo, la salud de los usuarios de los mismos.

Este Plan ordena, organiza y planifica las actuaciones de la Inspección mediante una programación previa, realizada de manera coordinada entre los Servicios Centrales de Inspección y las Direcciones Provinciales.

Los ámbitos de inspección prioritarios para 2016 serán: el control del mercado de los productos farmacéuticos, la vigilancia de las actividades que realizan los centros, la seguridad y garantía de derechos de los pacientes y la prevención del fraude en la prestación de medicamentos y productos sanitarios facturables con cargo al Sistema Nacional de Salud, entre otros.

En su ejecución, el Plan dará prioridad a las actuaciones orientadas a mejorar la efectividad y la eficiencia de las actividades inspectoras, al uso de las herramientas tecnológicas disponibles y a la formación continuada del personal inspector.

Se contempla además, la colaboración y coordinación con el (SESCAM), el resto de Direcciones Generales de la Consejería de Sanidad y otros organismos de la .

La Consejería de Sanidad cuenta con un total de 40 inspectores sanitarios dedicados a la vigilancia, control e inspección de los 7.487 centros, servicios y establecimientos autorizados en Castilla-La Mancha.

Durante el año 2015, se llevaron a cabo un total de 2.711 inspecciones en toda la Comunidad.