La consejera de Fomento de Castilla-La Mancha, , ha firmado hoy una adenda al convenio de colaboración que el Gobierno regional tiene suscrito con Cáritas para la cesión de una nueva vivienda en el edificio conocido como Torre de Peones Camineros del Polígono de Santa María de Benquerencia de , por lo que asciende ya a once el número de viviendas cuyo uso tiene cedido la Junta de Comunidades a esta organización en este inmueble. El pasado mes de febrero, suscribía la primera adenda a este convenio con la cesión de cuatro pisos que ahora se ve ampliada en uno más.

La adenda al convenio, que ha sido suscrita por la consejera, el obispo auxiliar y vicario general de Toledo, , y por , director de Cáritas en Toledo, contempla que las viviendas cedidas por el Gobierno regional se destinarán a personas con una doble necesidad: habitacional y de intervención social. Los adjudicatarios de estos pisos los selecciona la ONG en virtud de los informes de sus trabajadores sociales.

Elena de la Cruz ha agradecido a Cáritas el “trabajo inmenso” que realiza para ayudar a personas y familias en el umbral de la pobreza a salir de ella. Así ha expresado el “orgullo” que le produce al Gobierno autonómico ir ampliando los márgenes de colaboración con esta ONG en la voluntad de “sumar” y ha subrayado que las políticas de vivienda del Ejecutivo que preside tienen desde el primer día “un carácter social y la voluntad de atender a los ciudadanos que han sido los grandes sufridores de la crisis inmobiliaria” y que “merecen todo nuestro esfuerzo”. La consejera ha manifestado el interés del Gobierno castellano-manchego por “trabajar de forma proactiva” en cambiar la situación de “quienes más nos necesitan”.

Rehabilitación y reparación

En relación al convenio con Cáritas y la incorporación de Caixabank, la consejera ha expresado su satisfacción por el funcionamiento, ya que además de estas acciones de intervención en materia habitacional, el acuerdo contempla la reparación de las viviendas a través de programas de empleo gestionados por Cáritas.

La rehabilitación se llevará a cabo mediante un taller de inserción laboral integrado en el proyecto Betania, que Cáritas Diocesana de Toledo desarrolla con el apoyo de la Obra Social de Caixabank y que persigue, según ha explicado Espíldora, un doble objetivo. Por un lado proporcionar un techo a familias que por diversas circunstancias no disponen de una vivienda y una atención social integral. Por otro, formar a los participantes en el taller de empleo en la especialidad de mantenedor de edificios desde una vertiente eminentemente práctica, con vistas a su futura incorporación al mercado de trabajo.

Espíldora ha agradecido al Gobierno regional “su disposición siempre cercana” y la voluntad mostrada a la hora de ensanchar los márgenes del convenio. Elena de la Cruz ha expresado su seguridad en que el programa será “un éxito” y un “referente” sobre el que trabajar en futuras acciones dentro del área de vivienda de la Consejería de Fomento que dirige .

Al acto de firma ha asistido , director de instituciones territorial para Castilla-La Mancha y Extremadura de Caixabank, quien ha hecho entrega en el mismo acto de la cantidad de 30.000 euros al Proyecto Betania como colaboración en el programa que se desarrolla en las viviendas cedidas por la Consejería. Escaso ha expresado su satisfacción por contribuir a un programa que define “la realidad de aquello a lo que van destinados” los fondos de la Obra Social de la entidad.

Recuperación de viviendas públicas

Preguntada por la situación del parque de viviendas públicas, Elena de la Cruz ha recordado que la Consejería y Gicaman han conseguido recuperar en los últimos 16 meses un número superior a las 250 viviendas que se encontraban deterioradas. La titular de Fomento ha explicado que aunque dicho trabajo continúa, se han puesto en circulación alrededor de 350 viviendas públicas en Castilla-La Mancha en régimen de alquiler público con cuotas reducidas.