El ha apadrinado hoy la fusión de las dos asociaciones de empresas de la avicultura de puesta en la región, la y la Asociación de Productores de Huevos de Castilla-La Mancha que nace como “nueva” AVICAM y que ha quedado ratificada en la clausura de la que ha tenido lugar hoy en .

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, junto con los recién elegidos presidente y vicepresidente de esta entidad, y , respectivamente, ha trasladado a los medios de comunicación la importancia de la fusión de ambas asociaciones, en las que se engloban todos los productores de huevos de Castilla-La Mancha, un sector que ocupa la primera posición en cuanto a producción, ya que uno de cada tres huevos que se consumen en España proviene de la región.

Se trata, ha recordado, de “una de las primeras cuestiones” a las que se comprometió al ser nombrado consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural y que permitirá que el sector del huevo tenga “una interlocución sólida, estable y única con la administración y hoy lo tiene en Castilla-La Mancha gracias al esfuerzo de todos”.

Impulsada por la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, esta fusión devuelve la normalidad a un sector que se había dividido en el año 2013, como consecuencia de la falta de interlocución y apoyo por parte del anterior Gobierno regional en la legislatura pasada.

Un aspecto que ahora cambia de forma radical, dada la “sintonía” del Ejecutivo actual con la avicultura donde “se ha tirado del carro entre todos”, ha dicho Martínez Arroyo.

Un sector que el responsable de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural ha querido subrayar necesita contar con la presencia de la Interprofesional “como elemento fundamental para llegar y aportar información al consumidor”.

Así, ha destacado que “nadie puede garantizar la seguridad alimentaria más que vosotros con un huevo” gracias al proceso de trazabilidad. Además, ha tenido palabras para los técnicos de la Administración y ha recalcado la importancia de la existencia de una colaboración técnica entre los profesionales, sobre todo en el caso de los veterinarios.

En esta línea, ha recordado el apoyo que se dio a través del Gobierno regional para que las empresas pudieran adaptar las jaulas a la nueva normativa de bienestar animal de a través de ayudas públicas, lo que “ha permitido llegar hasta donde estamos hoy”.

En este sentido, ha recordado que el Ejecutivo que preside va a seguir comprometido con la industria agroalimentaria de Castilla-La Mancha, con el relevo generacional y la profesionalización del sector, con la publicación mañana en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha de las nuevas convocatorias de incorporación de jóvenes a la agricultura y de mejora de explotaciones.

En Castilla-La Mancha existen más de 16 millones de gallinas de puesta con el objetivo de crecer hasta los 20 millones. Actualmente, se comercializan en Castilla-La Mancha 277 millones de docenas de huevos, lo que supone “una tercera parte del total que se comercializa en España”, lo que sitúa a AVICAM, ha indicado Martínez Arroyo, como “la más importante a nivel nacional”. Al respecto, ha resaltado que estas empresas “que están en nuestro territorio, son las que generan empleo y riqueza en el medio rural”.