El director general de Juventud y Deportes, Juan Ramón Amores, ha destacado el compromiso social que demuestran los clubes deportivos en Castilla-La Mancha, colaborando con distintas causas y asociaciones y contribuyendo a concienciar a la sociedad con la importancia que tiene también en la vida el trabajo en equipo.

Amores, que asistió en la noche de ayer a la presentación de los distintos equipos del Balonmano Caserío de Ciudad Real, que integran Caserío, Pío XII y Marianistas, ha puesto como ejemplo a este club por su compromiso social, siendo como es un referente como club de formación de jóvenes deportistas en un deporte que es puntero en Castilla-La Mancha y que en su día con el Balonmano Ciudad Real llevó el nombre de la región por todo el mundo.

Y es que, según ha alabado, esta temporada los jugadores del Caserío Ciudad Real llevaran en sus camisetas, como si de un patrocinador más se tratara, el logo de la asociación VivELA, de apoyo a familiares y enfermos de ELA, con lo que ello supone de empatía con los enfermos, contribución a la visibilización de la enfermedad a la que también colaborarán los jugadores contando qué es la ELA, colaboración económica con la asociación y con la investigación.

A todos los deportistas, les ha recordado la importancia del trabajo en equipo no sólo en el deporte, también en todos los ámbitos de la vida, “somos una estrella pero juntos somos el universo”, les ha dicho, al tiempo que les ha pedido que pensaran en esas estrellas que son los héroes invisibles de la enfermedad de ELA.

Por otra parte el director general ha recordado las distintas convocatorias de ayudas del Gobierno regional, a deportistas, eventos y federaciones, y en el caso de este equipo especialmente la de Clubes, por la que este año recibirán cerca de 30.000 euros, tras los resultados de la pasada temporada.