El diputado del Grupo socialista en las Cortes de Castilla-La Mancha, , ha agradecido hoy el esfuerzo que el Gobierno regional está haciendo en materia de política de mayores, sobre todo, en el de plazas públicas en residencias de mayores.

Y es que “desde que gobierna García-Page es una realidad que se ha aumentado el número de plazas públicas en residencias de mayores” hasta las 1.600 más en los últimos doce meses.

“Los datos son rotundos y demuestran el compromiso del ejecutivo regional con los mayores de Castilla-La Mancha, después del abandono que supuso la legislatura de Cospedal” y por eso “se han incrementado en 1.200 las plazas públicas residenciales destinadas a personas en situación de dependencia, ahora son 11.211; al tiempo que se ha aumentado en cerca de 4.000 las prestaciones vinculadas a servicio, es decir, aquellas que se utilizan para pagar parte de una plaza en residencias”.

Escudero reitera que este gobierno “está impulsando la atención para personas mayores con un nuevo marco de actuación para asegurar el servicio hasta el año 2020”. Y señala, “en la región se han firmado contratos con 158 entidades que gestionan centros residenciales y servicios de de personas mayores, por importe de 98.189.794,76 € en 161 centros con plazas residen2ciales, 113 centros con estancias temporales y 30 con estancias diurnas.

A través del Acuerdo Marco 2017-2020 prevé en la región 5.230 plazas residenciales (frente a las 5.178 plazas del de 2015-2016), 423 plazas de (SED) y 84.039 estancias temporales, un 40 por ciento más que en el anterior, y con un presupuesto que incrementa tres millones de euros los 95 millones del Acuerdo Marco 2015-2016.

Presupuesto para mayores en 2017

El portavoz de del Grupo Socialista además recuerda que el presupuesto previsto para mayores asciende a los 280,3 millones de euros, unas cuentas que crecen un 11% lo que supondrá 28 millones de euros más.

“En la agenda del gobierno regional para este ejercicio también está la apertura de las residencias de mayores de Lezuza, Vianos y El ballestero”, como señalaba Escudero.

Para el parlamentario socialista “si es importante el presupuesto para este ejercicio es por todo lo que nos va a permitir hacer, triplicar las estancias temporales en centros residenciales respecto a 2014” con una previsión superior a los cuatro millones de euros, que triplica la cuantía destinada a este programa en el último presupuesto elaborado por el .

Por último, insistía “en 2017 se consolidará la recuperación del Programa de Termalismo en Castilla-La Mancha, tanto social como terapéutico (para personas afectadas por Alzheimer y Parkinson) y permitirá mantener los más de 600 puestos de trabajo directos, con una partida que no existía en 2015 al haber sido suprimida en la pasada legislatura”.