Gregorio, que este miércoles ha visitado el patio de la Subdelegación del Gobierno en la capital toledana —que durante estos días se viste de una hipotética escena de un crimen para los visitantes— ha aconsejado extremar estas medidas de precaución ante posibles carteristas, invitando a no dejar teléfonos móviles encima de mesas de terrazas, llevar los bolsos a modo de bandolera o no portar objetos en bolsillos traseros.

Aunque no ha precisado el número de efectivos policiales que participarán en la seguridad de la jornada, ha apuntado que habrá también refuerzos de agentes de Guardia Civil en las entradas a la ciudad.

LLUVIAS

De otro lado, Gregorio se ha referido a los episodios de lluvias sufridos esta semana en varias zonas de Castilla-La Mancha y que han obligado a intervenir a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, que han trabajado en localidades como y tras las trombas de agua registradas.

En este punto, ha apuntado que lo positivo de estos episodios es que los pantanos de la Comunidad Autónoma están recuperando niveles embalsados medios similares a los de hace 10 años.

En todo caso, y como aspecto negativo, ha apuntado a que en ocasiones se han registrado precipitaciones de granizo.