Una cita anual de encuentro con los socios en la que la Junta Directiva de la IGP, presidida por Elena Mesas, ha expuesto la liquidación de las cuentas del ejercicio anterior, además de la presentación del presupuesto para este año y ha sentado las bases de algunos reglamentos internos, según ha informado la Indicación en nota de prensa.

La Asamblea, que ha tenido lugar a escasas semanas para que de comienzo una nueva campaña de recogida del ajo en la comarca, ha transcurrido con una amplia mayoría de los socios procedentes de diferentes regiones, aunque cultivan en la zona IGP, que abarca más de 200 términos municipales en las provincias de Cuenca, Albacete, Ciudad Real y .

La presidenta ha señalado que “la IGP Ajo Morado de Las Pedroñeras es el único sello en el país para este producto, con un reconocimiento de calidad a nivel internacional avalado por , por lo que hay que defenderlo en el mercado y ante el consumidor”.

Por eso, las iniciativas que se van a desarrollar a lo largo de 2019 están encaminadas a la divulgación, es decir, dar a conocer el rendimiento del producto tanto en hostelería como ante el consumidor final, sobre todo a nivel nacional, y el lema “el morado cunde el doble”. Otro de los retos que se marcan es ampliar el número de socios y ofrecerles facilidades para la comercialización.

Elena Mesas, durante la clausura de la Asamblea, ha puesto en valor la importancia de llegar al consumidor para que conozca los beneficios del producto. “Que al menos en España sepan que existe el Ajo Morado y que en nuestra región sepan diferenciarlo de otras variedades, como por ejemplo el ajo Spring violeta”.