A nivel nacional, la cifra de negocios aumentó un 0,8% en mayo respecto al mismo mes del año anterior, mientras que las entradas de pedidos del sector se redujeron un 2,5% debido a la caída de los bienes de equipo y de los bienes de consumo duradero.

Con el dato de mayo, la facturación de la industria regresa a tasas positivas tras el descenso de abril, mientras que los pedidos rompen la tendencia de los tres últimos meses en terreno positivo.

Corregido el efecto calendario y la estacionalidad, la cifra de negocios de la industria creció un 0,8% en mayo, mientras que los pedidos, por su parte, cayeron un 2,1% interanual.

En términos mensuales (mayo sobre abril) y corrigiendo la estacionalidad y el efecto calendario, la facturación de la industria cayó un 0,4%, 1,4 puntos por debajo de la del mes de abril, en tanto que las entradas de pedidos se redujeron un 9,1%, 18,2 puntos inferior a la del mes anterior.

CAE LA ENERGÍA

Por sectores industriales, la energía fue la que más recortó sus ventas en el quinto mes del año, con una caída interanual del 2,3%, seguida de los bienes de consumo duradero (-0,2%). El resto de los grupos aumentó su facturación, con un alza del 2,5% de los bienes de consumo no duraderos, del 0,9% de los bienes intermedios y del 0,1% de los bienes de equipo.

Por comunidades autónomas, la cifra de negocios de la industria disminuyó en siete de ellas, sobre todo en Castilla y (-12,3%), Islas Baleares (-6,7%) y Extremadura (-2,3%), y aumentó en las 10 regiones restantes, especialmente en (+7,7%) y Aragón (+4,1%).

En cuanto a los pedidos, los bienes de equipo registraron el mayor descenso interanual, un 11,2%, mientras que la energía cayó un 2,4% y los bienes de consumo duradero, un 2,3%. Estas caídas contrarrestaron los aumentos de los bienes de consumo no duraderos (+1,8%) y de bienes intermedios (+0,7%).

El pasado mes de mayo, las entradas de pedidos aumentaron en 6 comunidades autónomas, especialmente en y , donde crecieron un 9,1% y un 8,5%, respectivamente. Por su parte, el resto de comunidades redujeron sus pedidos en mayo, destacando Andalucía (-19,4%), (-16,9%) y Castilla y León (-11,5%).