Ruiz Molina, que ha participado en el acto en el que se ha escenificado la puesta en marcha de este acuerdo junto al presidente regional, , y representantes de los sindicatos CCOO, UGT, CSIF, Anpe y Satse, ha apuntado que el acuerdo afecta a estos 70.000 empleados públicos pero también “a sus correspondientes familias, que van a vivir un poco mejor con un acuerdo de estas características”.

El consejero ha recordado que este convenio se acordó entre los sindicatos y el Gobierno regional en el mes de mayo y ha remarcado que este II Plan Concilia es “una manifestación más” de que el Gobierno regional “siempre tiene que ir hacia delante con los representantes de los trabajadores”. Asimismo, ha explicado que este es el tercer “gran acuerdo” que la Junta firma con los sindicatos en esta legislatura, después del suscrito en febrero de 2016 “centrado en la recuperación de derechos de carácter económico” y del convenio colectivo.

Juan Alfonso Ruiz Molina ha apuntado que Gobierno regional y representantes de los trabajadores han estado trabajando en esta iniciativa “prácticamente un año y medio” y ha destacado que han sido “bastante prácticos” llegando a acuerdos en la parte común para todos los funcionarios de la Administración regional y considerando después las “peculiaridades” de los trabajadores del ámbito sanitario y docente”. A este respecto, ha manifestado que espera que haya “la misma predisposición” por parte de los sindicatos para “rematar” estas peculiaridades de los sectores de sanidad y educación.

Además, ha avanzado que ambas partes van a seguir negociando “aspectos muy importantes” en los próximos días, poniendo sobre la mesa un “plan de igualdad de oportunidades en la Administración regional” en el que la “protagonista” será la directora del , .

PAGE CREE QUE SUPONE UNA “EVOLUCIÓN EXTRAORDINARIA”

De su lado, el presidente regional, Emiliano García-Page, ha hecho hincapié en que el Ejecutivo autonómico ha trabajado en este acuerdo “con determinación clara”, poniendo de manifiesto que supone una “evolución extraordinaria” de la conciliación de la vida laboral y familiar para los trabajadores de la Administración castellano-manchega.

También ha recalcado el concepto de “igualdad” que tiene la conciliación de la vida personal, laboral y familiar y ha destacado la necesidad de “dar ejemplo” desde las administraciones “porque la desigualdad pasa factura”.

García-Page ha sostenido que “este es el camino” y que espera que el II Plan Concilia “pueda servir de prefacio a otros acuerdos”.

LOS SINDICATOS OPINAN QUE “MEJORA LO QUE HABÍA”

Por parte de los sindicatos, el secretario general de Satse, , ha detallado que la negociación ha sido “larga y con bastante tensión” por todas las partes para encontrar un punto de acuerdo, pero ha admitido que el plan cuenta con “permisos que son muy novedosos, tienen mucho sentido y se deben adaptar las circunstancias de hoy en la sociedad”.

Después, el presidente de Anpe en Castilla-La Mancha, , ha explicado que lo que motivó el apoyo de su sindicato al plan fue “que se acabara con la discriminación del plan anterior del sector sanitario y docente” y lo ha calificado como “un paso importante en la conciliación de la vida laboral y familiar”.

De su lado, la secretaria de Negociación de CSIF en la región, , ha revelado que llegar a un consenso ha supuesto “un trabajo bastante arduo” pero ha explicado que en su sindicato entendían que “había que firmar” esta iniciativa porque “mejora considerablemente lo que había”, afirmando que el acuerdo “debería servir de modelo para otras administraciones públicas que no están tan avanzadas en conciliación y para todos los trabajadores de Castilla-La Mancha”.

A continuación, el secretario general de UGT en la Comunidad Autónoma, , ha advertido que su sindicato vigilará “atentamente” la aplicación del plan para que el coste de estas medidas “no recaiga sobre los compañeros del que concilia” y buscará la “reorganización de los tiempos y espacios de trabajo” para que los trabajadores “puedan desarrollarse en las distintas facetas de la vida”.

Finalmente, el secretario general de CCOO en Castilla-La Mancha, de la Rosa, ha acogido la puesta en marcha del II Plan Concilia con “la alegría y satisfacción de un trabajo que no ha sido fácil” y ha puesto de relieve la importancia de firmar un acuerdo de conciliación porque “la Administración tiene que predicar con el ejemplo”.