El ha dicho a la (UCLM) que “no se puede chantajear, ni amenazar ni instalar el miedo” diciendo que “va haber recortes o planes de ajuste” y se ha preguntado “qué gestión habrá detrás” o si “hay algún tipo de agujero económico” cuando la Institución académica solicita 20 millones de euros más.

Así ha reaccionado el portavoz regional, , en rueda de prensa para dar cuenta de los acuerdos del , después de que el conociera este martes el plan de ajuste de 20 millones de euros previsto para 2018 en el que caso de que la Junta “no incremente” la subvención nominativa de 140 millones contemplada en el proyecto de Ley de Presupuestos regionales.

Hernando ha señalado que el Gobierno regional ha vuelto a citar de manera inmediata a los responsables de la UCLM, “si acceden” a hacerlo pues ya han faltado a dos reuniones anteriores, según Hernando, con el fin de encontrar “una solución y no generar más problemas”.

“Estamos hablando de que queremos ayudar al rector a encontrar una solución. Hay personas que pueden estar poniendo palos en las ruedas”, ha asegurado el portavoz regional, quien preguntado por si es el rector quien se ha negado a acudir a estos encuentros, él ha mencionado al “equipo rectoral”.

En este punto, ha precisado que los últimos encuentros a los que se negó a ir la Universidad estaban fijados para el 27 y 31 octubre. “En ambos casos la UCLM dijo que no iba a acudir a la reunión, no estaba de acuerdo con el planteamiento”, ha afirmado.

Hernando ha indicado que en la hoja de ruta del Gobierno regional se incluye el contrato programa de la UCLM, su plan estratégico y la recuperación de la deuda del anterior , cifrada en 23 millones de euros, que se saldará al finalizar el año.

REUNIONES CON LOS SINDICATOS

El portavoz regional ha precisado que el consejero de Educación, y Deporte, Ángel Felpeto, va a establecer una batería de reuniones con los sindicatos de la Universidad regional y con los sindicatos de estudiantes para “reafirmar el compromiso de la Junta para resolver la situación financiera” de la misma y “trasladar garantías para su correcto funcionamiento”.

Dentro de este funcionamiento, el Gobierno regional contempla la garantía de las nóminas actuales, mediante anticipos o préstamos; los fondos de investigación hasta 2021, ampliándolos probablemente con fondos Feder o las becas de los estudiantes, para otorgarles estas becas si la UCLM las “dejara a su suerte”.

FISCALIZACIÓN DEL TRIBUNAL DE CUENTAS

Al hilo de esta cuestión, Hernando ha remarcado que en los presupuestos de 2018 del Gobierno regional se incluye que el Tribunal de Cuentas lleve a cabo la fiscalización de la Universidad regional, algo que “no es un capricho”, sino una “exigencia” de este organismo.

Preguntado por la manera en que se fiscalizan las cuentas de la UCLM, Hernando ha explicado que “a día de hoy es la Universidad quien fiscaliza sus cuentas”, pero el Gobierno regional puede asumir “este control financiero” mediante una ley, añadiendo que “cualquier error de la UCLM se computa al déficit de la región”.

“Tenemos serias dudas de la situación de la UCLM, nos preocupa. No llegamos a comprender de qué manera si hace bien poco durante la campaña para elegir al rector como candidato afirmaba que gozaba de sostenibilidad financiera sólida, no entendemos cómo ahora hay una necesidad para un plan de ajuste”, ha aseverado el portavoz.