Las nieblas se esperan este fin de semana en los valles del Duero, Tajo y Guadiana, interior de y en las depresiones de y .

El domingo, además, la AEMET prevé nubes abundantes en el País Vasco y en el noroeste de , que provocará un descenso de las temperaturas diurnas y un ascenso de las nocturnas. En el área Mediterránea y en el valle del Ebro subirán las temperaturas.

El fin de semana el viento soplará del este en el litoral cantábrico, de Levante y rolará a Poniente en el Estrecho y de componente norte en gran parte de la Península y , con intervalos de fuerte en el nordeste de , Pirineos, valle del Ebro y Menorca.

La próxima semana, con el lunes festivo en numerosas comunidades autónomas, seguirá con tiempo estable, cielos poco nubosos o despejados menos en Baleares y en el sur de Levante, donde hay una pequeña probabilidad de precipitaciones.

A partir del martes 8, y sobre todo a partir del miércoles 9, llegará aire frío de componente norte que dejará precipitaciones en el área cantábrica, noroeste de Navarra, Pirineos y este de Baleares y no se descartan en el alto Ebro, en el norte del sistema Ibérico y en el resto de Baleares.

Las precipitaciones serán de nieve en cotas relativamente bajas y habrá intervalos nubosos en otras zonas de la mitad norte peninsular.

A partir de entonces, las temperaturas diurnas descenderán de forma progresiva y generalizada, aunque al final de la semana podrían recuperarse algo. Las nocturnas también bajarán de forma significativa a partir del jueves, cuando las heladas serán generalizadas en el interior de la Península y localmente fuertes en ambas mesetas y en zonas de montaña.

El viento será de componente norte en buena parte de la Península y Baleares, con intervalos de fuerte en zonas del litoral de Galicia, valle del Ebro, Pirineos, Ampurdán y Baleares.

Mientras, en Canarias se espera viento de componente este con algunas nubes altas y con posibles calimas, sobre todo el domingo 6 de enero y a partir de la segunda mitad de la semana se impondrá el régimen de alisios en el archipiélago, en una atmósfera ligeramente inestable por la proximidad de una Depresión Aislada en Niveles Altos de la Atmósfera que provocará un aumento de la nubosidad y que dejará posibles precipitaciones en las islas de más relieve, sobre todo en el norte y también descenderán las temperaturas.