Los obispos españoles elegirán la próxima semana al nuevo presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), en el marco de su , que se celebra del 2 al 6 de marzo. El actual presidente, el cardenal arzobispo de , , que ha cumplido dos mandatos consecutivos, no podrá ser reelegido.

Durante estos días se procederá a la renovación de cargos para los próximos cuatro años, excepto el de secretario general, que se elige para un período de cinco años, y que no se renueva en esta ocasión. Con estas elecciones, además, se pondrá en marcha el nuevo organigrama de la CEE.

La asamblea comenzará el lunes 2 de marzo a las 11,00 horas con el discurso del arzobispo de Valladolid y presidente de la CEE, el cardenal Ricardo Blázquez, y el saludo del nuncio apostólico en España, Bernardito Auza, que asiste por primera vez a la Plenaria tras su llegada a España el pasado mes de diciembre.

La renovación de cargos se llevará a cabo conforme a los nuevos estatutos y la nueva estructura de la CEE, que ya han recibido la ‘Recognitio’ de la Santa Sede. Los obispos elegirán al presidente, vicepresidente, miembros de la , presidentes de las Comisiones y Subcomisiones Episcopales; presidente del Consejo Episcopal de Asuntos Jurídicos; y los tres miembros del Consejo Episcopal de Economía. Todos los obispos miembros de la CEE sin cargo por elección de la Plenaria se incorporarán a uno de estos organismos.

Las elecciones comenzarán el martes 3 de marzo por la mañana aunque ya el lunes 2 de marzo por la tarde se realizará una primera votación de sondeo en la que los obispos electores podrán votar por sus tres candidatos. De esta votación saldrá una terna pero no será vinculante para la votación del martes por la mañana.

87 ELECTORES Y 67 ELEGIBLES

En concreto, serán 87 electores: 4 cardenales, 12 arzobispos, 48 obispos y 18 auxiliares; el administrador apostólico de Ciudad Rodrigo y los administradores diocesanos de Astorga, Coria-, y .

Para los cargos de presidente y vicepresidente son elegibles los obispos con derecho a voto, excepto los obispos auxiliares, y los administradores apostólicos y diocesanos, es decir, un total de 67. Mientras, para el resto de cargos, podrán ser elegidos todos los que tienen derecho a voto (obispos y administradores).

La votación será secreta y esta irá precedida de una votación de sondeo, que no es vinculante y sirve como información para los obispos. Para la elección de los cargos de la CEE se necesita mayoría absoluta (la mitad más uno) de los presentes en cada una de las votaciones.

Si en las dos primeras votaciones nadie obtiene la mayoría necesaria, se procederá a una tercera votación entre los dos obispos más votados. Si en esta votación hubiera empate, resultaría elegido el de mayor edad. Se da la circunstancia de que dos obispos elegibles nacieron el mismo día, y . En la elección de los vocales de las Comisiones, Subcomisiones, Consejos y órganos análogos basta la mayoría relativa en primera votación.

El escrutinio lo realizan los secretarios de actas de la Asamblea, es decir, los dos obispos de más reciente ordenación, con la ayuda de los asistentes de la sala que se asignan en cada Asamblea Plenaria entre los directores de los secretariados de las distintas Comisiones Episcopales. Finalizado el escrutinio, el secretario general de la Conferencia dará cuenta a la Asamblea del resultado de las votaciones.

Como novedad en estas elecciones, los prelados probarán una aplicación informática para votar y recibirán buena parte de la documentación en ‘tablets’, en el marco del proyecto ‘cero papel’, con el que la Conferencia Episcopal Española pretende eliminar el uso del papel de sus trabajos ordinarios.

El sistema digital para votar sustituiría al tradicional en el que se utilizan papeles en los que los prelados escriben los nombres de sus candidatos. Si bien, la CEE señala que “posiblemente” en estas elecciones aún no se utilice para todas las votaciones, algo que será decisión del presidente de la CEE.

LUCHA CONTRA LOS ABUSOS

Además de renovar los cargos, los obispos analizarán la situación de los trabajos relativos a la prevención, actuación y atención pastoral ante los abusos de menores y personas vulnerables en el ámbito de la Conferencia Episcopal Española.

Asimismo, estudiarán el Proyecto de la elaboración de los criterios pastorales de la Conferencia Episcopal Española para el quinquenio 2021 - 2026; la instrucción pastoral sobre el acompañamiento en la muerte y el duelo; y la renovación de las normas básicas para la formación de los diáconos permanentes en las diócesis españolas.

La Comisión Episcopal para los Laicos, la Familia y la Vida también informará sobre el Congreso de Laicos ‘Pueblo de Dios en Salida’ que se ha celebrado en del 14 al 16 de febrero de 2020. Los obispos también recibirán información sobre el Instituto Español de Misiones Extranjeras (IEME) por parte de su presidente.

Además, la Comisión Episcopal para las Misiones y Cooperación con las Iglesias llevará a la Plenaria la solicitud de adelantar la Jornada de Infancia Misionera al tercer domingo de enero, en lugar del cuarto.

Como es habitual en la primera Plenaria del año, se aprobarán las Intenciones de la Conferencia Episcopal Española del año 2021 por las que reza la Red Mundial de Oración del Papa (Apostolado de la Oración); se tratarán diversos asuntos de seguimiento y económicos, y se procederá a la aprobación de distintas asociaciones nacionales.