Page ha subrayado que la decisión del tribunal europeo “ni altera ni cuestiona la condena de fondo” que el impuso a Junqueras y únicamente abre la puerta a la necesidad de pedir un suplicatorio al .

Con ello, en rueda de prensa junto a la presidenta de la Comunidad de , , el presidente de Castilla-La Mancha ha subrayado que no puede ponerse en duda que tanto Junqueras como Puigdemont cometieron actos “evidentes, manifiestos y atentatorios contra el orden constitucional”.

Una vez se llegue al Parlamento Europeo para pedir los suplicatorios, Page ha reclamado que todos vayan “en la misma dirección” para que el expresidente catalán “pueda ser juzgado y condenado en España”.

“Puede ser la solución final a la escapada de Puigdemont”, ha insistido avisando a quienes pensaron que podían “saltarse el Código Penal envueltos en planteamientos ideológicos” que deben perder la “esperanza”. Page ha insistido en que “la ley se aplica a todo el mundo” y la sentencia del TUE “no minusvalora un milímetro” la decisión de los tribunales españoles.

En este punto, ha querido trasladar su apoyo al sistema “absolutamente garantista de la justicia española” y ha defendido que el Tribunal Supremo hizo una instrucción y un desarrollo procesal “impecables”.

Page también ha hecho alusión a la inhabilitación al presidente de la Generalitat, , que cree que la buscó él mismo como manera de salir de la Presidencia “en medio del martirio independentista” y sabiendo ya que no sería candidato.

Según ha recordado, el propio Torra “se declaró culpable” durante el juicio y por tanto la decisión del no puede generar “ningún tipo de interpretación ni controversia”.

Eso sí, García-Page ha puesto de manifiesto la contradicción que supondrá que Torra recurra su inhabilitación ante el Tribunal Supremo coincidiendo con los “insultos” que están dirigiendo los independentistas al por su condena a Junqueras.