La distribuye estos días una guía y varias fichas prácticas para realizar compras online de forma segura y sin contratiempos. En esta guía se recogen de manera integral los derechos que asisten a los usuarios antes, durante y después del proceso de compra, además de una serie de recomendaciones de privacidad, seguridad y consumo. Se ha llevado a cabo con la colaboración de la Agencia Española de Protección de Datos, el Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) y la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN).

En el marco del desarrollo e implementación del Plan Comercio Seguro, y al objeto de proteger el comercio online contra la comisión de los delitos contra el patrimonio en éste ámbito, la Policía Nacional ha colaborado -junto con la Agencia Española de Protección de Datos, el Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) y la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN)- en la elaboración de una “Guía de compra segura en INTERNET” sobre buenas prácticas dentro del comercio electrónico, que resultará de utilidad no sólo a los ciudadanos como consumidores y usuarios de los servicios de comercio online, sino también a las empresas que desarrollan su actividad en este ámbito.

En esta guía se recoge de manera integral los derechos que asisten a los usuarios en los procesos de compra o contratación online y ofrece consejos y recomendaciones desde diversos enfoques: privacidad, seguridad, consumo y persecución de las prácticas delictivas o fraudulentas. Todo ello respecto a cada una de las fases del comercio, es decir, antes de comprar o contratar, durante la compra, después de la compra o contratación y cómo reclamar si fuera preciso.

La guía está acompañada de siete fichas en las que se recogen, de manera más concisa, las principales cuestiones que debe tener en cuenta un usuario del comercio online, estableciéndose en las mismas, diversos consejos y recomendaciones para el consumidor.

Esta “Guía de compra segura en INTERNET”, que se circunscribe al comercio online, viene a complementar los consejos de seguridad establecidos en la “Guía y tríptico de comercio seguro” que están destinados al comercio tradicional.