El presidente del de Castilla-La Mancha, , ha mostrado hoy su satisfacción por el hecho de que la “presión parlamentaria” realizada por el Grupo Parlamentario Popular en las Cortes Regionales haya “forzado” a Page a que “alce la voz” contra y le vaya a exigir el pago de los 360 millones de euros que le debe a nuestra región.

Así se ha pronunciado Núñez, en el Pleno de las Cortes Regionales, en el Debate General relativo a los anticipos a cuenta pendientes de la financiación autonómica por parte del Estado y su incidencia en los servicios públicos de Castilla-La Mancha, donde ha estado arropado por el vicesecretario de Comunicación, .

De esta manera, Núñez ha indicado que gracias a la “presión parlamentaria” que ha ejercido el GPP, se ha llegado a un acuerdo conjunto de los tres grupos políticos para instar al Gobierno regional a que exija a Sánchez que convoque de manera “urgente” el .

Por eso, para Núñez “hoy es un gran día” para los castellano-manchegos, ya que se va a buscar una solución para garantizar los servicios públicos, la Educación y la Sanidad y desbloquear el pago a proveedores.

Preocupación del PP-CLM por la inacción y la irresponsabilidad de Sánchez

Núñez ha asegurado que el PP de Castilla-La Mancha está “tremendamente preocupado” por la nefasta gestión que está realizando el en el conjunto del país y en especial en la gestión de las transferencias a las Comunidades Autónomas.

De esta manera, ha recordado que el PP y el presidente ya ha anunciado que va a liderar un debate “serio, riguroso y solvente” en materia de financiación autonómica y de financiación local.

En este sentido, ha denunciado que la “inacción y la irresponsabilidad de un gobierno inexistente” como el de Sánchez - que escuda en estar en funciones, pero que lleva meses sin tomar decisiones-, está provocando la deriva en algunos asuntos de gran importancia como no realizar las transferencias que se merecen nuestras comunidades autónomas, y el dinero que les corresponde.

Así, ha asegurado que son miles de millones de euros los que Pedro Sánchez no está dando a las Comunidades Autónomas y está provocando inseguridad a la hora de prestar servicios básicos como la Educación, la Sanidad y las políticas Sociales, ya que son más de 300 millones de euros los que debe a nuestra región, y- ha continuado-, el PP ya ha levantado la voz para exigir a Sánchez que pague lo que le debe al conjunto de España y en este caso que pague lo que le debe a Castilla-La Mancha.

Por eso, el líder del PP de Castilla-La Mancha ha exigido a Page que “alce la voz contra su jefe”, que reivindique el pago inmediato los cientos de millones que debe nuestra comunidad y que son vitales – como ya ha reconocido el propio consejero de Hacienda- para el mantenimiento de los servicios sociales básicos y para el pago de políticas educativas y sanitarias.

“No podemos perder ni un minuto más” – ha lamentado Núñez, puesto que la estrategia electoral de Sánchez le está llevando a poner por delante los intereses de su partido y los suyos propios frente a los del conjunto del Estado y de las Comunidades Autónomas.

Por ello, Núñez ha insistido en que los castellano-manchegos deben saber que el PP “va a dar la batalla” junto a la dirección nacional del partido para exigir a Sánchez que salga de la inacción y pague lo que le debe a las comunidades.

Los 360 millones de euros tienen nombre y apellidos

Núñez ha mostrado su preocupación por el hecho de que los 360 millones de euros que Sánchez debe a Castilla-La Mancha supone “un grave problema” para nuestra región, ya que esa cifra tiene “nombre y apellidos” de todas aquellas personas y entidades que se ven directamente afectadas por las demoras en los pagos; trabajadores, pequeños y mediamos empresarios, autónomos, asociaciones y colectivos que dependen del presupuesto autonómico para subsistir.

Por último, Núñez ha dejado claro que el PP va a seguir reclamando el dinero que le pertenece a nuestra comunidad y que siempre pondrá por encima de todo los intereses de Castilla-La Mancha.