El presidente del , , ha afirmado que la nueva ley de regulación de las cámaras de comercio que se está desarrollando se hará con el “consenso” de organizaciones empresariales, comunidades autónomas y el Gobierno central para que tenga “una estabilidad en el tiempo, una perdurabilidad”.

Además, en una rueda de prensa en Badajoz, ha apuntado que incluye un modelo financiero “diferente” por el que parte de los servicios lo pagarán los receptores.

Para Teruel “las empresas necesitan más que nunca de las organizaciones y de las cámaras para este momento tan difícil en el que hay más de 5 millones de parados, dar ese revulsivo y tratar de salir de esta situación complicada” y “las cámaras de comercio hoy son más necesarias que nunca”.

Manuel Teruel ha explicado que el real decreto ley de 2010 sobre la supresión de las cuotas camerales obligatorias cambió el modelo de financiación de las cámaras y dejó “un vacío legal”, pero que, frente a ello, la están desarrollando una nueva ley para regular las cámaras de comercio “en la nueva etapa”. Así, ha confiado que en el transcurso del año pase por el Parlamento para que entre en vigor en 2013.

Según ha explicado, en esta ley “las cámaras de comercio van a seguir siendo de derecho público donde la idea es que todas las empresas pertenezcan a las cámaras, independientemente del modelo de financiación” y que sea de “consenso” con organizaciones empresariales, comunidades autónomas y el Gobierno central para que tenga “una estabilidad en el tiempo, una perdurabilidad”.

Ha agregado que 2012 es un año en el que las cámaras tienen “una financiación muy limitada” por la ley de 2010, pero que en 2013 irrumpirán con la nueva normativa y un modelo financiero “diferente” en el que parte de los servicios lo pagarán los receptores porque “los servicios gratuitos se han acabado” y quien “recibe un servicio tiene que recibirlo de calidad, pero a su vez tiene que pagar, al menos, un precio razonable”.

Asimismo, ha apostillado que las administraciones públicas cederán a las cámaras servicios que requieran un contacto más directo con el empresariado y ha reiterado que “las cámaras de comercio hoy son más necesarias que nunca” puesto que el 80 por ciento del empleo lo sustenta el 60 por ciento del (PIB) español, el cual “son exactamente 3.200.000 empresas menores de 250 trabajadores”.

GENERACIÓN DE EMPLEO

De esta forma, el presidente del Consejo Superior de Cámaras ha apuntado que, en su opinión, la pequeña y mediana empresa es la “primera que va a generar empleo” porque para cualquier empresa multinacional “cuyo centro de decisión está a muchos kilómetros” de España “no es el momento coyuntural para invertir” mientras que el empresario de la pyme con sede en España “es el que en minutos toma una decisión”.

A este respecto, ha señalado que las instituciones camerales pretenden ofrecer servicios de internacionalización y dar a las empresas que quieran exportar sus productos formación, asistencia, informarles sobre los contratos o los requisitos que se requieren o los trámites para la exportación o cómo se asegura el cobro, además de poder contribuir ante temas de mediación y arbitraje y problemas mercantiles y apoyar al emprendedor y a la innovación.

Teruel ha hecho estas declaraciones en una comparecencia de prensa, acompañado de los presidentes de las cámaras de Comercio de Badajoz y Cáceres, y José Jarones y el director general de la cámara pacense, Antonio Masa, previa a la celebración del pleno de la , al que ha sido invitado para analizar la difícil situación en la que se encuentran las cámaras y perfilar posibles vías de acción para el futuro.

En su intervención, Fernando Herrera ha recordado los momentos complicados que atraviesan las entidades camerales desde la puesta en marcha del decreto ley 13 de 2010, una medida que, a su juicio y unida a la crisis nacional e internacional ha provocado que estas instituciones “centenarias” se hayan planteado “un antes y un después” de lo que han sido hasta el momento y “reinventarse” en el contexto nacional.

SITUACIÓN ECONÓMICA Y PGE

Interpelado por su parecer acerca de la actual situación económica, el presidente del Consejo Superior de Cámaras ha considerado que se está viviendo una crisis “muy dura” en la que uno de los principales problemas para las pymes es la falta de financiación, ante lo cual ha abogado por exportar, incorporar las nuevas tecnologías y sectores de valor añadido y fomentar el espíritu emprendedor.

Asimismo y a preguntas sobre los Presupuestos Generales del Estado (PGE), ha reconocido que son “restrictivos” y de “contención” para ajustar la economía y “volver a la convergencia del euro y que el euro deje de ser un problema”.

“Tenemos, a cortísimo plazo, que demostrar a los mercados a los que debemos dinero y a los que todos los días debemos salir a refinanciar que somos capaces de generar superávit para poder pagar”, ha aseverado a la vez que ha lamentado que España se ha gastado lo que tenía “que generar los próximos años y eso obliga a unos ajustes muy fuertes”.