Así ha reaccionado el también vicepresidente primero del Gobierno regional después de que este sábado los concejales electos de Ciudadanos en los municipios ciudadrealeños de Villanueva de los Infantes y Villanueva de la Fuente, así como de las localidades albaceteñas de Bogarra y Casas Ibáñez, se desmarcaran del pacto alcanzado entre su formación y el PSOE y votaran a favor de la investidura de los candidatos del PP de estos municipios, convirtiéndolos en alcaldes.

Preguntado al respecto durante la rueda de prensa para dar cuenta de los acuerdos aprobados por el esta semana, Martínez Guijarro ha explicado que tanto el PSOE como Cs, cuando estaban negociando, eran conscientes de que “en algunos casos podrían existir dificultades para materializar ese acuerdo, fundamentalmente, por desavenencias de tipo personal entre los concejales de las distintas formaciones políticas, sobre todo en las localidades de menor tamaño”.

“Éramos conscientes de que eso podría ser así, que íbamos a hacer lo posible para que no ocurriera, pero si ocurría ninguna de las dos formaciones lo interpretaríamos como una violación del acuerdo al que habíamos llegado porque somos conscientes de la realidad de la región y de que en los pueblos de menor tamaño las relaciones personales muchas veces influyen más que los planteamientos de carácter político que se puedan hacer por parte de las formaciones”, ha afirmado el socialista.