Así lo han indicado a Europa Press fuentes de la Consejería de Bienestar Social, tras el requerimiento enviado este miércoles por la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas a la empresa, advirtiéndole que si no pagaba a las trabajadores iniciaría los trámites para la resolución del contrato.

El pago se realizará a las 23 trabajadoras afectadas actualmente, 19 que prestan sus servicios en la sede de la Consejería de Bienestar Social y Sanidad en y cuatro en el IRIAF (Tomelloso)

Cuando se iniciaron las gestiones por parte de la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas eran 151 las trabajadoras afectadas: “Desde la Consejería de Hacienda y Administraciones Públicas se ha hecho y se está haciendo un notable esfuerzo para solucionar la situación de las trabajadoras afectadas por los impagos”, apuntan estas fuentes.