La diputada del Grupo Parlamentario Socialista en las Cortes de Castilla-La Mancha, , asegura que “las únicas mentiras que se pronuncian, un día sí y otro también, son las que vierten los dirigentes del PP” para desprestigiar a un gobierno que es la “antítesis de lo que fue el de Cospedal”. Y sentencia “el gobierno de está recuperando los servicios públicos del abandono y maltrato al que les sometió el PP durante su legislatura”.

Para Abengózar, esa transformación que están sufriendo los servicios públicos se ve muy bien en la sanidad pública, “aunque no sólo, también en la educación, en los servicios sociales o en las políticas activas de empleo así como en el apoyo incondicional que ahora sí se da a las empresas de la región”.

Usando el lenguaje médico, la portavoz de sanidad del PSOE en las Cortes, señala que “el diagnóstico de la sanidad pública de la región mejora día a día, gracias al tratamiento que le está dando este gobierno”.

“No es baladí recordar”, asegura Abengózar cómo “desde que llegó a la Junta el presidente García-Page se están reduciendo paulatinamente las listas de espera, como se ve en el portal de donde se ha bajado de los 100.000 pacientes; como se ha consolidado el empleo para 1.500 sanitarios, como se han convocado dos Ofertas de Empleo Público con más de 2.200 nuevas plazas, como se han reanudado las obras de los hospitales, como se abren plantas que permanecieron cerradas con Cospedal, como se renueva la tecnología de nuestros hospitales, como se mejora la cartera de servicios con la ampliación de la prueba del talón a los bebes o los programas de detección de cáncer”.

“Un largo etcétera”, para la diputada, “que evidencia que la salud de nuestro sistema ahora está fuera de peligro, peligro en el que la dejó el PP”. Y es que, en su opinión, “en estos últimos años, los castellano-manchegos hemos podido comprobar cómo “el modelo del PP fue quitar fondos de la sanidad pública para dársela a la privada, despedir 3.000 sanitarios y desmantelar nuestros hospitales de tecnología y recursos propios”. Enfrente, continúa “un gobierno que en cada presupuesto que presenta, aumenta los fondos para la sanidad pública”.

Afortunadamente, insiste el parlamentaria, “la situación que describe el PP sobre la sanidad de la región no es real y la gente lo sabe”. En su opinión, “una de las obsesiones del presidente es recuperar la calidad perdida por un sistema sanitario que estaba entre los primeros cuando llegó Cospedal, y en sólo cuatro años de gestión del PP, se quedó a la cola, nada más y nada menos que en el puesto 13”.

“La en Defensa de la Sanidad Pública reconoció este avance dado, y asegura en su informe de 2016 que en sólo un año, el sistema de salud público de Castilla-La Mancha paso del 13 al puesto 6” gracias al esfuerzo del ejecutivo regional y de los profesionales que volvieron a ser un interlocutor directo del ejecutivo regional. Asegura que “queda mucho por hacer” pero sentencia “estamos muy orgullosos de los avances dados por el ejecutivo de García-Page para ofrecer a nuestros ciudadanos el sistema de salud que se merece y que tenía, pero que les arrebató Cospedal”.