En el documento elaborado por SATSE-FSES (la que integra junto a ANPE) y que el secretario general de SATSE Castilla-La Mancha, , ha entregado este martes a los grupos parlamentarios, el sindicato pide que se dé cumplimiento a las medidas retributivas recogidas en el Acuerdo de la Mesa General de Empleados Públicos firmado en febrero de 2016 y que entrarían en vigor en enero de 2018; concretamente la última parte de la recuperación salarial del 3% perdido en la última legislatura, al margen de la subida que pueda marcar el Estado en la Ley de Presupuestos Generales del Estado.

Por otro lado, en cuanto a las ofertas de empleo público para 2018, Satse pide que en lo que respecta a los profesionales de enfermería, matronas y fisioterapeutas se incluya el número máximo de plazas posible que la normativa permita, ha informado el sindicato en nota de prensa.

El sindicato también pone el énfasis en que los presupuestos aborden las “deficientes plantillas” en enfermería, matronas y fisioterapia que hay en la actualidad en el (Sescam).

“Creemos que es prioritario actuar sobre las categorías que siempre han sido deficitarias en el Sescam y cuyo déficit en sus plantillas se acentuó durante la crisis, en concreto en enfermería, matronas y fisioterapeutas. Es necesario que el presupuesto de 2018 y los posteriores establezcan partidas presupuestarias para adecuar estas plantillas a la media de los países de nuestro entorno”, señala el secretario general de Satse Castilla-La Mancha.

El sindicato recuerda “el déficit crónico de personal de enfermería, matronas y fisioterapeutas que padecen los centros sanitarios del Sescam” y pide la incorporación de más profesionales, imprescindibles para mantener la calidad de la sanidad pública.

Satse Castilla-La Mancha señala que para igualar las plantillas a la media europea el Servicio de Mancha necesitaría duplicar el número de profesionales actuales. “Pero hasta que los déficits en estas plantillas no estén corregidos”, considera que “es necesario y fundamental que la sustitución de los puestos de enfermería, matrona y fisioterapia sea completa”.

Por último, también pide la adecuación de las normativas sanitarias regionales a las nuevas titulaciones universitarias y su inclusión en la ley de presupuestos de 2018 y en la orden de ejecución de los mismos.