Satse Castilla-La Mancha destaca que con la aprobación de este decreto “se pone fin” a una de “las grandes carencias” del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, puesto que hasta hoy era el único servicio de salud que solo tenía implantada la especialidad de Enfermería Obstétrico-Ginecológica. A Matrona se sumarán las especialidades de y de Trabajo, según se acordó en las reuniones mantenidas durante la tramitación del decreto, continuando de forma progresiva con las demás (Geriátrica y de Cuidados Médicos Quirúrgicos, Pediátrica y Familiar y Comunitaria), según ha informado el sindicato en nota de prensa.

El secretario general de Satse Castilla-La Mancha, , ha mostrado su satisfacción por el hecho de que el decreto de especialidades lleve aparejado la creación de la categoría estatutaria de enfermera especialista, lo que debe conllevar el desarrollo de un plan para la implantación de los puestos de trabajo de especialista, “para evitar discriminaciones laborales entre los enfermeros especialistas, además de contribuir a una mejora de la calidad de la asistencia sanitaria y responder a las necesidades de atención y cuidados especializados que demandan los pacientes”, como apunta Ruiz.

Desde Satse Castilla-La Mancha se ha dirigido un escrito a la directora gerente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha en el que también se pide a Regina Leal que convoque a la mayor brevedad posible una Mesa Sectorial para realizar el análisis de las necesidades de especialistas de enfermería con el fin de crear las plazas en las plantillas orgánicas de los centros sanitarios, además de regular su provisión a través de la Bolsa de Trabajo del Sescam y de las ofertas públicas de empleo.

El Sindicato de Enfermería vuelve a reclamar, como viene haciendo en todas las reuniones de la Mesa Sectorial, que la implantación de las especialidades en el Sescam suponga un aumento de las plantillas de profesionales de enfermería en los centros y no para reconvertir las plazas existentes en enfermeros especialistas.