El sector del vino de Castilla-La Mancha sigue batiendo récords de facturación en la exportación, como se desprende de los últimos datos interanuales disponibles, del 1 de septiembre de 2017 al 31 de agosto de 2018, donde se han alcanzado ya los 720 millones de euros, lo que supone un incremento del 12% respecto al periodo anterior.

Este incremento se produce con una disminución de volumen exportado, lo que se traduce en una subida espectacular del valor unitario (en euros por litro) del 23%.

Así lo ha indicado el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martinez Arroyo, quien ha acompañado al presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, durante su visita a ‘Bodegas Ayuso’, que elabora vino bajo el amparo de la Denominación de Origen ‘La Mancha’, pionera en embotellar este producto en la denominación. El jefe del Ejecutivo regional ha inaugurado las nuevas dependencias administrativas, un edifico que se encuentra incluido en el proyecto de modernización e instalación de los procesos más avanzados iniciado en el año 2015, dotando de nuevas tecnologías a la nueva bodega de 15.000 metros cuadrados y contando con una nave de vinificación de 3.600 metros cuadrados.

En sus declaraciones, Martínez Arroyo ha resaltado que “mes tras mes hemos venido batiendo récords gracias al esfuerzo de todos” y a la apuesta por la calidad, que “es la clave del sector vitivinícola de Castilla-La Mancha”, subrayando que “en ese camino estamos todos: el Gobierno regional, las empresas, bodegas particulares y cooperativas y los 85.000 viticultores” que son “la clave de la cadena y para los cuales todos trabajamos”, consiguiendo alcanzar “este objetivo entre todos”.

En la localidad de Villarrobledo, ha destacado, tienen su domicilio social un total de 90 empresas, de las cuales 15 pertenecen al sector vitivinícola, siendo la que hoy se ha visitado, “probablemente la más emblemática”.

Y es que, ha indicado el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, ‘Bodegas Ayuso’ es una de las que, durante décadas, “nos ha permitido llevar el nombre de Castilla-La Mancha” a todos los rincones del mundo, siendo una empresa que trabaja en los cinco continentes y exporta a más de 40 países, dando empleo a cerca de setenta personas.

Así, ha agradecido a la familia su compromiso desde sus inicios en los años 40, cuyo trabajo ha hecho posible que se pusiera en el mercado una marca tan reconocida como es ‘Estola’, en la década de los sesenta que “durante muchos años ha sido la única marca que ha vendido el vino de la Denominación de Origen ‘La Mancha’ en el mercado nacional, lo que nos ha permitido llevar el nombre de esta tierra -particularmente de Villarrobledo- a casi cualquier rincón de nuestro país y ahora también a casi cualquier rincón del mundo”.

Modernidad y fijación de población, gracias a la industria agroalimentaria

Además, ha puesto en relieve la apuesta por la inversión realizada por esta familia de empresarios que representa “la modernidad del sector vitivinícola de Castilla-La Mancha”, apuntando que actualmente en la región “estamos a la vanguardia” en elaboración y comercialización de vino, “gracias al esfuerzo inversor de las empresas con el apoyo del ”.

Para el responsable regional de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural “ese es el camino” que hace posible que localidades como Villarrobledo, la comarca de La Mancha en su conjunto y la propia Comunidad Autónoma “tengan un futuro” porque “siempre que al sector agrario y agroalimentario le va bien, a Castilla-La Mancha y a los ciudadanos también”.

Al respecto, ha destacado que son los ciudadanos quienes terminan beneficiándose de inversiones como la realizada en esta bodega, porque no solo generan rentabilidad económica, sino que contribuyen a fijar población en el medio rural.

Fundada en el año 1947 por , las nuevas instalaciones de esta bodega cuentan con fuentes de energía alternativa, robotización y reducción de consumo energético, siendo una de las bodegas más modernas de España, tras un periodo de cuatro años de trabajo, creando una empresa sostenible y cuidadosa con el medio ambiente, generando electricidad propia y reutilizando el agua para procesos de limpieza de las instalaciones.

Sociedad Cooperativa ‘Vinícola de Villarrobledo’

Tras la inauguración del nuevo edificio y la visita por las instalaciones de esta empresa, el presidente de Castilla-La Mancha se ha trasladado a las instalaciones del establecimiento de promoción y venta al público ‘Don Octavio’, de la sociedad cooperativa ‘Vinícola de Villarrobledo’, una empresa dedicada a la producción, elaboración y embotellado de vino, conformada actualmente por 490 socios y que nació en el año 2000, tras la fusión de dos cooperativas: ‘Virgen de la Caridad’ y ‘San Antón’, cuyos vinos se encuentran también dentro de la Denominación de Origen ‘La Mancha’.

Dentro de la apuesta por la modernización de sus instalaciones, inauguradas en febrero de 2002, fue en 2009 cuando se volvió a realizar una nueva inversión aumentando la capacidad para la producción y almacenamiento de vinos de calidad clasificados por varietales, contando para ello con el apoyo del Gobierno de Castilla-La Mancha a través de las ayudas Focal.

En la última convocatoria de Focal, de 2017, esta empresa ha apostado, además, por mejoras medioambientales, entre otros aspectos, con un plan de ahorro energético, para lo que contará de nuevo con el apoyo del Gobierno de Castilla-La Mancha mediante ayudas públicas.