En Atento-Toledo, donde las movilizaciones también cuentan con el apoyo de STAS, CSIF e Independientes, cerca del 70% de sus 450 trabajadores se han sumado a los paros, de dos horas de duración en cada turno de trabajo.

En Digitex-Talavera, y STC con 310 personas en plantilla, el seguimiento ha sido menor, cercano al 50%, sobre todo porque la empresa ya había anunciado que este mismo viernes rescindirá el contrato a unos 30 trabajadores del departamento dedicado a DHL, donde en consecuencia la incidencia de los paros ha sido casi inapreciable. Por el contrario, en el dedicado a Movistar han secundado las movilizaciones cerca del 90%, y en torno al 45% el que atiende a Winzik ().

Los responsables de CCOO en ambos centros de trabajo, Chelo Gómez del Pulgar en Atento y en Digitex, han valorado positivamente el seguimiento de los paros y han llamado a sus compañeros a reforzar las movilizaciones previstas para los dos próximos jueves, con nuevos paros de dos horas el 29 de septiembre y huelga general de 24 horas el 6 de octubre.

Chelo Gómez del Pulgar, presidenta del comité de empresa de Atento-Toledo, ha llamado a la patronal a “reflexionar” una vez comprobada la determinación sindical y el respaldo de los trabajadores en defensa del convenio colectivo. A ver si han recapacitado o si quieren ver como paramos el sector.”

CCOO, UGT y CGT -con el apoyo voluble de otros sindicatos, que sí respaldan las movilizaciones en unos centros pero no en otros- rechazan que los trabajadores de los lleven con sus salarios congelados desde 2014 y que “la patronal siga empeñada en proponer recortes de derechos y más precariedad en un sector donde la mayoría de los empleos son temporales, un 70% a tiempo parcial y con un salario medio mensual de 750 euros”

“Reclamamos aumentar las horas de contratación, solucionar los abusos en el tiempo de trabajo (jornadas irregulares, trabajo en festivos), una subida salarial digna que nos permita recuperar poder adquisitivo; otro escalado de horas médicas y posibilidad de acompañar a nuestros hijos al médico; conversión en indefinidos de los contratos de obra y servicio; limitación de la presencia de ETT y empresas multiservicios…”