Del total de cotizantes de la región, 549.315 estaban inscritos en el , 149.315 en el de Autónomos y 12 en el del carbón.

En datos interanuales, el mes de noviembre cerró con 16.905 afiliados más en la Comunidad Autónoma, lo que supone un incremento del 2,48%.

A nivel nacional, la Seguridad Social perdió 47.449 afiliados (-0,25%), empeorando los registros de 2016 y 2017, hasta situarse el total de ocupados en 18.945.624 cotizantes.

En los dos años anteriores, la afiliación también bajó en noviembre, aunque en menor cantidad. Así, en 2016 se redujo en 32.832 personas y en 2017, en 12.773 cotizantes. Por contra, en 2015 y 2014 se registraron aumentos después de un periodo (2008-2013) de fuertes descensos de la ocupación.

En el penúltimo mes del año el Régimen General perdió 41.965 afiliados, un 0,27% menos que en octubre, hasta un total de 15.624.488 cotizantes. Por su parte, el (RETA) restó 4.474 ocupados en noviembre (-0,1%), situándose el total de afiliados a este régimen en 3.254.138 trabajadores.

En el último año, el número de cotizantes ha aumentado en 527.868 afiliados, a un ritmo del 2,87%, impulsados principalmente por el Régimen General, que ha sumado 484.504 trabajadores desde noviembre de 2017 (+3,2%), y por el Régimen de Autónomos, que ha ganado en el último año 43.258 afiliados (+1,3%).