Sandoval, a preguntas de los medios tras una rueda de prensa, ha justificado su declaración aludiendo a que la capital toledana “recibe todos los años una cantidad ingente de turistas batiendo récord en visitantes y pernoctaciones”, además de resaltar el patrimonio histórico que tiene la ciudad.

Por otro lado, la viceportavoz ha indicado que aunque el grado de Turismo “jugaría” un buen papel dentro de Toledo, no quiere entrar en conflictos ni con la Junta ni con otras ciudades, porque entiende que atendiendo a las circunstancias y características de su propia ciudad una titulación puede “encajar” más o menos.