Así, el jueves y viernes de la pasada semanas las cuadrillas que se han ocupado de las labores de acordonamiento, desbroce, entresaca o poda en los montes de (Guadalajara) lo hicieron a 17ºC bajo cero; a -15ºC los (Albacete); a -12ºC en Almodóvar del (Cuenca); a -7ºC en () o a -6,5ºC en (Ciudad Real), por citar un destino en cada una de las provincias de la región.

Además, tal y como ha denunciado hoy CCOO ante la Inspección de Trabajo, la empresa pública de gestión medioambiental no está facilitando a sus trabajadores las prendas de abrigo adecuadas para hacer frente a tales heladas. Sólo les ha entregado un mono y un forro polar fino, ropas insuficientes e inútiles que no protegen en absoluto del frío extremo al que están sometidos los trabajadores.

“Los trabajadores se han tenido que comprar sus propios guantes y gorros polares, camisetas y pantalones térmicos, abrigos y chaquetones polares para no quedarse congelados”, denuncia , responsable de la sección sindical de CCOO en Geacam.

Amores subraya que “el primer incumplimiento de la empresa es forzar a los trabajadores a salir al monte en estas situaciones meteorológicas extremas, pues el convenio colectivo prevé que las tareas se suspendan en días de lluvia, granizo o circunstancias climatológicas adversas”.

“Cierto es que el convenio, caducado desde hace ya 5 años (cuando no se trabajaba en los meses de invierno), no entra a definir concretamente esas circunstancias climatológicas adversas, pero ¿de qué otra manera se puede describir estar a 10, 15 o 20 grados bajo cero? La empresa debería haber impedido que los trabajadores saliesen al monte con tales temperaturas”-

También es verdad que el convenio tampoco describe las prendas que deben componer los equipos de protección individual para estos casos, pero llevamos mucho tiempo pidiendo estos EPIs invernales en las comisiones de seguridad y salud y sin embargo Geacam sólo se los ha facilitado a los mandos superiores, a los que sí ha entregado ropa de abrigo nueva y adecuada. El resto de la plantilla ha tenido que comprársela.

Por todo ello, señala el responsable de la sección sindical de CCOO en Geacam “nos hemos visto obligados a denunciar a nuestra empresa ante la inspección de trabajo por vulnerar el derecho de los trabajadores a la protección de su seguridad y salud en sus puestos de trabajo”.