Los datos de paro registrado publicados hoy por el (SEPE) indican que el paro aumenta en España en 7.255 personas, lo que representa una variación relativa del 0.21% con respecto al mes anterior para un total de 3.474.281 parados; en Castilla-La Mancha el paro aumenta en 454 parados, que representa un 0.25% más que el mes anterior y un total de 178.984 parados.

El paro aumenta en todas las provincias, excepto en Guadalajara y exactamente en esta provincia en el sector servicios. Destacar la importancia en cuanto a número, de plataformas logísticas implantadas a lo largo del Corredor del Henares, que ya han comenzado la campaña de Navidad. En cuanto a sectores, únicamente disminuye en agricultura dato que refleja el adelanto de la campaña de recogida de aceituna.

Elemento determinante a tener en cuenta en el análisis estadístico proviene de la naturaleza de la contratación, tendencia que preocupantemente se mantiene y de la que venimos alertando desde UGT: el desplome de la contratación indefinida a favor de la temporal y a tiempo parcial, en la mayoría de los caso involuntaria y mal remunerada. Así en Castilla la Mancha, de los 70.296 contratos celebrados, 65.811 han sido temporales y tan sólo 4.485 indefinidos, dato que se corresponde con la tendencia nacional.

Por otro lado, el número de beneficiarios de prestaciones, sigue la misma tónica, y sitúa a la región muy por debajo de la media nacional. De los 178.984 parados, sólo 80.715 reciben algún tipo de prestación.

Es éste otro mes en el que se demuestra que la temporalidad se está convirtiendo en normalidad, y que la estabilidad en el empleo no se consolida.

UGT exige un cambio de políticas, apostando por factores que permitan al país crecer a medio y largo plazo: inducir un crecimiento más equilibrado, sostenible e integrador, generar más y mejor empleo, de calidad y con derechos, y corregir las desigualdades que las políticas aplicadas han extendido.