“Seguimos estando ahí y creemos que es importante que si hay un documento sea lo más consensuado posible”, ha señalado el secretario general de UPA en Castilla-La Mancha, .

La organización agraria ha enviado sus propuestas a la Junta de Comunidades en las que piden, entre otras cosas, que se cumplan los compromisos del con los agricultores de la región con la regularización de expedientes de los agricultores profesionales.

Además, UPA pide que el Pacto del Agua garantice que las demandas presentes y futuras de la región, pensando en el sector agrario, estén atendidas ya que, según Morcillo, la región dispone de los recursos suficientes para atenderlas y ahora no se hace.

“El criterio de prioridad de cuenca es innegociable”, ha asegurado el secretario general de la UPA que se opone a la compraventa de derechos de agua “porque es especular con un bien que es público”.

El colectivo agrario ha celebrado este jueves un desayuno informativo con los medios donde han hecho balance del año que está por concluir y que, en cuestión de agua, deja buenas perspectivas, debido al incremento de las lluvias. “En 2018 empezamos a remontar la tremenda situación de sequía de los últimos años”, ha señalado Morcillo, que asegura que fue a finales del 2017, sobre todo ya en el invierno, cuando “empezaron a ser generosas las precipitaciones”.

PROCESO DE

El próximo 2019 comenzará el proceso de planificación hidrológica y desde UPA advierten de que trabajarán para “señalar los errores” especialmente en las cuencas del Segura y Guadiana. “Vamos a exigir al Gobierno de Castilla-La Mancha que esté con nosotros y los regantes para que se siente con el Gobierno de España que es quien tiene las competencias en planificación”, ha sentenciado Morcillo.

Los principiales “errores” que destacan de la planificación hidrológica en las cuencas del Guadiana y Segura es la estimación de recursos. Es decir, se declaran acuíferos sobreexplotados cuando, según los miembros de UPA la realidad no es esa. Además en el caso del Guadiana, tal y como ha recordado Morcillo, les llevó a recurrir el actual Plan Hidrológico, que está pendiente de sentencia.

FRENO EN EXPORTACIONES

De su lado, el responsable del sector del vino de UPA, , ha señalado que 2018 ha dejado una buena campaña vitivinícola, pues la producción de vino a sobrepasar los 29 millones de hectolitros en Castilla-La Mancha.

No obstante, ha reconocido que las exportaciones de los caldos de la región “se están frenando” a causa de la “incertidumbre” por la salida del Reino Unido de (Brexit).

Ante esta realidad, desde UPA animan a “seguir explorando otros mercados” como EEUU donde “se está demostrando que nuestras ventas crecen”.