El alcalde de , , ha clausurado la decimotercera edición de la de de Calatrava, la cual ha vuelto a superar el número de alumnos con respecto a la pasada en la que hubo1886 personas, alcanzando un total de 1909 alumnos inscritos en los 33 cursos celebrados en el municipio, de octubre a junio.

La Universidad Popular ha dado por terminado el curso 2016-2017 con exposiciones de los trabajos llevados a cabo en los talleres de pintura o corte y confección, junto a una proyección de contenidos aprendidos en el taller de historia local. El auditorio de la acogió un acto en el que se realizaron exhibiciones con coreografías a cargo del grupo de las alumnas y monitoras de los cursos de aerofitness, zumba y gimnasia de mantenimiento.

También el público disfrutó del toque humorístico de la noche con la actuación de los alumnos del grupo de taller de teatro, quienes, además de mostrar las técnicas adquiridas durante el curso, aprovecharon la ocasión para recordar a las personas asistentes que en breve podrán disfrutar de las jornadas de microteatro en el Centro social Polivalente municipal.

El director de la Universidad Popular, , realizó un balance de las acciones formativas realizadas, agradeciendo a todas las empresas su colaboración en la puesta en marcha de muchas de ellas. Afirmó que se continúa creciendo en cuanto al número de alumnos participantes y al número de actividades y cursos programados, “algo que nos indica que nuestra Universidad Popular está viva, puesto que consigue despertar el interés cada año de más gente”.

Tras 13 años en activo, la Universidad Popular de Bolaños sigue siendo uno de los principales referentes culturales del municipio y aspira a ser, además, un lugar de encuentro, un instrumento de integración y de participación social. Con el objetivo de seguir manteniendo este interés, se trata de incluir en cada programación actividades y talleres muy diversos para cubrir la mayor parte de colectivos de población posible. “Y para que todo esto sea posible, es necesario reconocer y agradecer la labor de todos los monitores, verdaderos responsables del éxito de nuestros talleres, y al equipo que hace posible poner en marcha y gestionar todas las actividades, con la responsable del área de Juventud, mi compañera Inma Bautista, y al resto de compañeros del Área de Juventud y Deportes por su inestimable colaboración”, concluyó.

El alcalde de Bolaños, Miguel Ángel Valverde, fue el encargado de hacer el discurso de clausura del curso, recordando que desde que comenzara este servicio, y siendo él aún concejal, ha ido creciendo paulatinamente. “La Universidad Popular es un instrumento que debemos entender como un lugar de encuentro y esparcimiento; un espacio lúdico con carácter educativo y formativo, donde todos los participantes puedan encontrar un ambiente habitable y confortable en el que compartir vivencias y experiencias. Por esta razón, uno de sus objetivos primordiales es el de ser una escuela de vida, finalidad que se ha cumplido, gracias a la gran participación, la colaboración y la profesionalidad de todos y cada uno de los monitores que hacen que funcione todo lo bien que nos indican las cifras, las cuales son el reflejo de que un público diverso y cargado de inquietudes, la mantienen viva”. El primer edil también aprovechó la ocasión para agradecer a quien se encarga de coordinar todas y cada una de las actividades realizadas a lo largo del año, el director de la Universidad Popular, Javier Ruiz-Valdepeñas, a los técnicos que le ayudan cada día, y al concejal responsable , además de a todos los monitores y monitoras, y por supuesto al alumnado que ha pasado por ella a lo largo de su historia.

Un servicio municipal perfectamente consolidado y con una amplia oferta formativa a precios populares, donde actividades como el senderismo y senderismo para mayores, han colgado nuevamente el cartel de no hay billetes, superando los 200 participantes. Otros cursos como pilates aeróbico y zumba-batuka, han rondado las 70 inscripciones. Informática, pintura, gimnasia de mantenimiento, cocina, o corte y confección, han contado con gran participación y aceptación.

Este aumento no es fruto del azar, sino que se registra gracias a las novedades incluidas en el total de la oferta formativa elegida en base a unos criterios de calidad establecidos desde la Concejalía de Formación y al acertado trabajo de los técnicos responsables del área. A este respecto, el concejal delegado, Felipe López, destacó que “la calidad de los cursos formativos, así como el acierto al programarlos en cuanto a la variedad y cualificación del profesorado que los imparte, debemos agradecérsela, no sólo a los técnicos por el trabajo que vienen desarrollando desde hace muchos años en el municipio de Bolaños, sino también a los propios ciudadanos por la favorable acogida y por su continuo deseo de aprender, incluyendo a las personas que se han quedado en reserva para alguna que otra actividad”, explicó.