En una comparecencia improvisada durante un receso en los registros, la alcaldesa ha puntualizado que los registros en el edificio del Ayuntamiento han finalizado sobre las 17.00 horas de este miércoles y que la operación continuará en las dependencias de los archivos municipales de la calle Numancia, “ya que se buscan documentos antiguos de los años 2007, 2008 y 2009”, si bien confía en que la operación concluya este mismo miércoles. “Desde el 2013, que es cuando yo me hago responsable de la gestión, no tengo ninguna duda ni inquietud”, ha remachado.

La regidora, cuya presencia ha sido requerida en el transcurso de toda la operación policial, ha expresado que se siente “francamente orgullosa” del trabajo de los funcionarios municipales, que han ayudado “con la máxima disposición” a la Policía en la búsqueda de documentos, aspecto en que, ha insistido, el Consistorio ha actuado con la “máxima transparencia”.

Fernández ha relatado que los agentes han pedido documentación urbanística, económica, datos personales de concejales y técnicos municipales, si bien no ha querido concretar más “para no interferir en las labores policiales”. En todo caso ha insistido en que a los agentes se les han dejado “abiertos todos los despachos”.

Respecto a la petición de explicaciones por parte del Partido Popular, la alcaldesa ha respondido que “ellos son los que tienen que ofrecer transparencia en sus propios casos” en vez de “intentar buscar la carroña y repartir porquería”.

En todo caso ha enfatizado que la reunión de Junta de Portavoces municipales solicitada este miércoles por la oposición “se hará inmediatamente” con “toda la transparencia”, una vez termine la operación en la cual ha sido requerida su presencia.