El PP de ha celebrado una asamblea de afiliados presidida por el presidente de la gestora, , quien ha analizado la situación política que se vive en Valdepeñas y ha asegurado que la ciudad es como “una foto fija”, una ciudad sin ideas nuevas e inamovible.

Además, Martín Miguel Rubio ha abordado la situación del PP a nivel local y ha insistido en que el partido es más importante que los personalismos, por lo que ha animado a los afiliados a trabajar juntos para conseguir un futuro mejor para la ciudad.

Por su parte, el coordinador general del PP de Ciudad Real, , también ha puesto el acento en tener un partido fuerte, unido e ilusionado y en el trabajo que hay que realizar de cara a las próximas citas electorales.

Tras las intervenciones, se ha abierto un debate para escuchar las propuestas de los afiliados y se han entregado los carnés a las nuevas incorporaciones.