La fibrosis quística es una patología genética que en España afecta a uno de cada cinco mil nacidos y es una de las consideradas enfermedades raras. La esperanza de vida en pacientes es limitada y, por el momento, no tiene curación, ha informado el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan en un comunicado.

Esta patología grave consiste en una alteración genética que afecta a las zonas del cuerpo que producen secreciones, dando lugar a un espesamiento y disminución del contenido de agua, sodio y potasio, lo que origina la obstrucción de los canales que transportan esas secreciones y provoca que dicho estancamiento genere infecciones e inflamaciones que destruyen zonas del pulmón, el hígado, el páncreas y el sistema reproductor.

Debido al carácter multisistémico de la enfermedad y al incremento en la esperanza de vida en esta dolencia, es vital para los pacientes adultos una unidad dónde reciban un tratamiento multidisciplinar.