Según ha explicado el concejal de Promoción Económica, Cultural y Turística, , “este colectivo tiene especiales dificultades para acceder de nuevo al mercado de trabajo, por eso este programa les permite retornar al mercado laboral e incrementará la base de cotización salarial para poder cobrar una pensión mayor cuando se jubilen.

En Ciudad Real, aproximadamente el 15% del total de desempleados tienen más de 55 años, unas mil personas. Se trata de un programa voluntario para aquellos que estén percibiendo un subsidio por desempleo. Tendrán derecho a recibir un complemento de ese subsidio por desempleo hasta alcanzar la base reguladora para el cálculo de pensión contributiva que hubiera agotado. La diferencia es la que aportará la Junta de Comunidades, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

El proyecto tiene como finalidad aprovechar las ventajas que ofrece la contratación de trabajadores de mayor edad habilidades, experiencia, madurez y entusiasmo por tener una nueva oportunidad de volver al mercado laboral, para poder llevar a cabo actuaciones sociales de apoyo a los diferentes servicios municipales de Ciudad Real, que impliquen un desarrollo económico, social y cultural de la ciudad, al tiempo que se les ofrece la posibilidad de mejorar su empleabilidad, actualizando y valorando sus competencias, adquiriendo otras nuevas y facilitando su retorno al mercado de trabajo.

Las actuaciones se llevarán a cabo en dependencias municipales, con una duración prevista de 6 meses, de enero a junio de 2018, que se puede prorrogar a 12 meses.

Como novedad este año desde el IMPEFE se les ofrecerá acciones formativas de Orientación laboral y autoempleo (40 horas), Igualdad de oportunidades (20 horas), así como la posibilidad de acceder a la , que incluye una amplia oferta formativa en diferentes especialidades (ofimática, comercial, idiomas, diseño, prevención, calidad, medioambiente y otras), con la obtención de su correspondiente certificado de aprovechamiento.