Casas ha detallado en declaraciones a Radio Miguelturra que ya se le había ofrecido anteriormente ser pregonero, pero en aquél momento no pudo ser por su estancia en la (EEUU).

Allí permaneció cinco años, investigando junto a su mujer, que también es científica e investiga sobre el cáncer de mama. Es a su regreso cuando de nuevo se lo proponen, por parte del concejal de Festejos . “Me hizo una ilusión tremenda, ya que es un orgullo que mi pueblo me elija como pregonero” ha indicado, según ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Con respecto al pregón, quiere plasmar “las vivencias y añoranzas de Miguelturra”, ya que se siente “muy churriego”. Han sido dos etapas en las que ha vivido en Miguelturra: la primera hasta los 18 años y la segunda a partir de esa edad, una etapa en la que ha vuelto siempre que ha podido debido a sus investigaciones.