La Sección Primera de la Audiencia de ha acordado la expulsión de y la prohibición de regresas en diez años de un ciudadano boliviano, R.W.F., de 36 años, en situación irregular en el país, que fue detenido con 195 gramos de cocaína.

Esta expulsión es una medida sustitutoria de la pena de 4 años de cárcel y el pago de una multa de 47.000 euros a la que había sido condenado, según la sentencia recogida por Europa Press.

Los hechos ocurrieron a partir del 2 de abril de 2013, cuando la Unidad Judicial de la Guardia Civil detectó en de Barajas un paquete procedente de que iba dirigido a La Solana (Ciudad Real).

El paquete iba dirigido a G.A.W.F. hermano del procesado, que facilitó la documentación necesaria para que otorgarle la capacidad de recoger el paquete.

El hombre se acercó a recoger la droga el día 11 de abril de 2013 la estafeta de Correos de La Solana, momento en el que fue detenido.