Unas jornadas que se desarrollaran durante la mañana del domingo 25 de noviembre, en la carpa municipal, y en la que además de presentar los vinos jóvenes de esta campaña y de su degustación, los asistentes disfrutarán de música en directo y de una paella gigante.

Vino, gastronomía y música con un marcado carácter solidario, ya que como ha explicado el primero edil, este año el precio de la entrada, cuyo coste es de cinco euros, irá destinado a ayudar a sufragar los gastos de la Residencia de Ancianos .

“Solidaridad unida al gran objetivo tanto de estas jornadas como de la propia creación de Escuela de Catadores y de su como es apostar comercialmente por el futuro de nuestros vinos y de nuestros productos agroalimentarios”, ha añadido.

Precisamente y en relación a los proyectos de Escuela de Catadores, Lucas-Torres anunciaba que ya está preparando la programación, tanto de promoción como formación, para el próximo año, incluyendo como novedad la entrega de los primeros premios ‘Escuela de Catadores’.

Novedades y propuestas que han sido valoradas de forma muy positivas por los bodegueros criptanenses, quienes aseguraban que “el acto de presentación de los vinos jóvenes es el mejor escaparate y el primer paso para testar el gusto y la opinión del consumidor final en relación a cada uno de los vinos”.