Tras la decisión anunciada por el de sacar a subasta el antiguo , el concejal del Grupo Municipal Socialista, , ha reafirmado la intención del PSOE local de convertir este edificio singular en el Museo de la Semana Santa.

Tal y como ha explicado Ruiz, esta propuesta la presentarán los socialista de la capital en el pleno municipal que tendrá lugar mañana en forma de moción, y no es ni más ni menos que plasmar el compromiso adquirido meses antes en campaña electoral, pues figuraba como una de las promesas en el caso de gobernar en el Ayuntamiento de Ciudad Real.

De llevarse a cabo la subasta que ha planteado la Junta de Comunidades, Ruiz considera que sería una gran pérdida del escaso patrimonio que posee la capital, razón de peso para que el Gobierno regional se replantee el destino final de este inmueble, un destino que desde el PSOE proponen que se done para albergar el mencionado Museo de la Semana Santa de Ciudad Real, ya que “por dimensiones y ubicación es el lugar idóneo”, ha argumentado Ruiz.

Además, Ruiz ha valorado que el hecho de emplazar el Museo de la Semana Santa en el Antiguo Ferroviario reportaría en una riqueza patrimonial al servicio de los ciudadanos, al recordar la catalogación de Fiesta de Interés Turístico Nacional que posee y que se enriquecería aún más con el Museo del Quijote en sus cercanías.

Ruiz ha señalado que el era partidario de la creación de este museo y “nos consta que valoraban positivamente la idea de esta ubicación”, sin embargo, -ha añadido Ruiz- “en estos momentos las propias asociaciones de cofradías han manifestado públicamente su sensación de abandono por parte de la alcaldesa tras conocer el anuncio de la subasta del edificio”, pues consideran también que es el lugar idóneo para ubicar su museo.

En este sentido, Ruiz ha mostrado la solidaridad del Grupo Municipal Socialista hacia las Hermandades y Cofradías de la Semana Santa ciudadrealeña, así como con el resto de ciudadanos que veían con buenos ojos este proyecto museístico, por lo que ha concluido invitando al equipo de Gobierno que comanda Rosa Romero a que reclame la propiedad del edificio y lo destine como Museo de la Semana Santa de Ciudad Real.