El , a través del Servicio regional de Salud (SESCAM), ha iniciado recientemente un programa de familiarización y educación para la salud destinado a las usuarias de Manzanares (Ciudad Real) y comarca que se encuentran en el último tramo de su embarazo.

Los Servicios de y del Hospital Virgen de , junto con las matronas de los centros de salud del área sanitaria, han organizado una serie de actividades consistentes en la realización de visitas en las que las futuras madres pueden conocer de primera mano las instalaciones del Servicio de antes de que llegue el día del parto.

En la visita realizada hoy una treintena de embarazadas de Manzanares se han familiarizado con la sala de monitores, las salas de dilatación y los paritorios, uno de ellos de baja intervención, en un recorrido que ha estado guiado por la supervisora de Paritorio, Sánchez-Carnerero.

Tras visitar la unidad de Hospitalización de Maternidad, las futuras madres se han desplazado al Aula Médica ‘Emiliano García Roldán’, donde la pediatra del Hospital Virgen de Altagracia, , ha impartido una charla para el fomento de la lactancia materna que además incluía consejos sobre los cuidados del recién nacido en el primer mes de vida.

La doctora Sánchez ha afirmado que los beneficios de esta práctica natural parten de la base de que “la lactancia materna está pensada para alimentar a un recién nacido”, por ello conlleva “numerosas ventajas desde el punto de vista de la nutrición, higiene, el desarrollo cognitivo e intelectual y beneficios para estrechar el vínculo materno-filial”.

En cuanto a los primeros cuidados del bebé, la pediatra se ha centrado en la alimentación, la higiene diaria, medidas del sueño, así como el abordaje de ciertas patologías frecuentes que las madres deben conocer, como la fiebre, regurgitaciones, ictericia, etc.

Tanto la visita a las instalaciones del Servicio de Paritorio como la charla sobre lactancia materna se desarrollarán con una periodicidad de dos meses y en ellas participarán mujeres embarazadas que asisten a clases de preparación al parto.

Esta actividad refuerza la coordinación y colaboración que debe existir entre los profesionales de Atención Primaria (centros de salud y consultorios) y Atención Especializada (Hospital) en pro de una mejora continua de la atención que reciben los usuarios del SESCAM.