El IES de Alcázar de cumple veinticinco años. Con este motivo se han venido celebrando diferentes actos conmemorativos a los que se ponía colofón el sábado con un encuentro de la comunidad escolar en la que se recordaba la historia del Centro. Un Instituto que dice su actual director, Andrés Marchante, que significó una nueva manera de entender la educación y que ha logrado crear un carácter especial, el carácter del Zambrano, dice.

Al acto, acudieron profesores que han dado clases a lo largo de estos años junto con alumnos y padres que han tenido o tienen relación con el instituto, y juntos recordaron momentos históricos del centro y volvieron a poner de manifiesto el esfuerzo que realizan para poder sacar adelante los proyectos que se plantean aunque sean pocos los medios con los que cuentan. Al acto en representación del ayuntamiento acudieron el concejal de Educación, , acompañado por .

El instituto en su inicio se conocía como el número dos recuerda la profesora , hasta que cambio su nombre. González recuerda también que para celebrar esta efemérides llevan un trimestre haciendo actividades para la celebración en los que han venido participado alumnos, profesores y padres.

Afirma remontándose a años atrás que cuando llegó el instituto también trajo aires nuevos a lo que ya había. Recuerda que es un centro muy activo en el que todos los años se ha cuidado mucho que hubiera actividades paralelas y por eso se ha trabajado en la organización de jornadas culturales y actividades extraescolares.

El director, Andrés Marchante, comenta que al volver la vista atrás que “parece que hace dos días que comenzó a andar el instituto”. Para él en este día “ha sido muy bonito encontrarse a muchos profesores que han pasado por aquí; emocionante y emotivo por la respuesta que profesores, alumnos y padres han demostrado”. En cuanto a la evolución del centro cree que hay mucho que hablar pero sobre todo en estos momentos grandes recuerdos y anécdotas. Recuerda que ha habido que solventar muchas dificultades pero que es muy gratificante ver como se ha doblado el número de alumnos y se han ampliado las instalaciones. Recuerda también lo bien que el nuevo instituto fue acogido por la población, “ha sabido crear su nicho, su espacio y sobre todo crear un carácter que es el carácter del Zambrano que es una manera de hacer que determina una educación de calidad, que es lo que pretendemos”.

Actualmente se enfrenta a dificultades muy importantes, dice, como consecuencia de los recortes y del exceso de horas a las que se ha sometido a los profesores, junto con al aumento de alumnos en el aula lo que ha hecho, añade, que no podamos dedicarles todo lo que querríamos. “Eso lo hemos suplido con esfuerzo y dedicación, además de mucha imaginación. Cuando no hemos tenido presupuesto suficiente, lo hemos suplido con esa imaginación que ha dado lugar a lo que ahora vais a ver por aquí, que ha supuesto el mucho trabajo de todos y los cheques de nadie, es decir hacerlo todo con muy poco dinero”.

Para Mariano Cuartero, concejal de Educación, participar en el aniversario del IES María Zambrano también es recordar parte de su carrera, porque estuvo como profesor en el centro. Para él, el Zambrano no solo fue un centro nuevo sino que implementó una manera de hacer nueva que ha ido contagiando al resto de la comarca. “No solo era un centro de educación sino un centro que exportaba una manera de ser y de educar y ha conseguido abrir Alcázar al mundo porque fueron pioneros en programas europeos”. Una manera de ser, modélica y que ha sido copiada por muchos centros de la provincia. Dar la enhorabuena y ahora, con la experiencia de los 25 años viene el momento de demostrar el trabajo que se puede desarrollar, apunta. A mi personalmente, dice, “me valió para reconocer a las personas que trabajan y a aprender nuevas maneras de hacer, yo tengo mucho que agradecer a este centro”.