El texto de , obra teatral basada en una de las novelas más importantes de la narrativa contemporánea española, fue llevado a la escena por primera vez el 26 de noviembre de 1979 en el Teatro Marquina de . Lola Herrera dio vida entonces a y ahora, casi 40 años después, vuelve para interpretarla, según ha informado la productora de esta función en nota de prensa.

La puesta en escena corre a cargo de y la producción de Producciones y Pentación Espectáculos, con y Jesús Cimarro al frente, respectivamente.

SOBRE ‘CINCO HORAS CON MARIO’

La obra se sitúa en marzo de 1966. Carmen Sotillo acaba de perder a su marido de forma inesperada. Una vez que las visitas y la familia se han retirado, ella sola vela durante la última noche el cadáver de su marido e inicia con él un monólogo-diálogo en el que descubrimos sus personalidades y los conflictos de su matrimonio.

Con una forma entrecortada, detallista al mínimo, reiterativa y llena de tópicos, Carmen Sotillo dice cosas, manifiesta sentimientos y emite juicios.

‘Cinco horas con Mario’ es, entre otras muchas cosas, un documento vivo de los años sesenta, de las preocupaciones económicas, religiosas, políticas, sexuales y morales entonces imperantes que Delibes, a través del lenguaje de su protagonista, dejó retratadas con nitidez, de forma que la vida española de entonces llega a palpitar viva en sus palabras.

Pero, por encima de todo esto, esta obra aborda los asuntos eternos del ser humano: la culpa, la soledad, la incomunicación o el sentido de la vida. Delibes, partiendo de un localismo concreto, encarna en sus personajes las realidades más profundas y complejas que condicionan la vida cotidiana de cualquier persona.