La diputada regional y portavoz de Agricultura del Grupo Popular en las Cortes de Castilla-La Mancha, , ha asegurado que “es una vergüenza que Page visite Ciudad Real para teatralizar por tercera vez la firma de unos convenios que llevan más de un año de retraso”.

Merino se ha referido a la firma de los convenios de colaboración entre el Gobierno regional y los 29 para la puesta en marcha de proyectos en el marco del programa Leader en Castilla-La Mancha que hoy tiene lugar en y a la que asiste Page “para volver a hacerse la foto”.

La diputada regional ha denunciado la paralización absoluta del desarrollo rural en Castilla La Mancha, ya que “nunca antes se había producido este retraso. Los grupos llevan más de un año parados, pagando sueldos de funcionamiento y sin poder sacar las convocatorias por la dejadez y pasividad de un gobierno que no cree en el desarrollo rural. Esta situación “de extrema gravedad” ha paralizado durante 12 meses la actividad de los Grupos de Desarrollo Rural.

No existe compromiso de García-Page con el desarrollo rural, a juicio de Merino. Prueba de ello es que, durante este 2016, el presupuesto total para la iniciativa Leader es de más de 34 millones de euros, y a fecha de hoy, el Gobierno de Page tan sólo ha pagado un 0,55 %; es decir, 188.190 euros. Este es el verdadero compromiso político de Page con el desarrollo rural; “una parálisis absoluta, una mala gestión que llevará consigo que Castilla-La Mancha siga perdiendo fondos europeos para el desarrollo rural de la región, como ya pasó en 2015, cuando perdieron 150 millones de euros”.

Asimismo, ha lamentado que los promotores hayan tenido que suspender sus inversiones y sus proyectos de creación de empleo en las zonas rurales “por culpa de la inacción del Gobierno de Page, que se muestra muy dispuesto a hacerse fotos sobre el mismo tema hasta en tres ocasiones, pero que luego retrasa la ejecución de los programas ocasionando grandes perjuicios al desarrollo de las zonas rurales de la región, a los promotores y a los 29 grupos de desarrollo rural”.

Lola Merino ha recordado, además, que el consejero de Agricultura aseguró, en el mes de diciembre, que aportaría 70.000 euros a los grupos de desarrollo rural para garantizar su funcionamiento; un dinero que no ha llegado y que ha supuesto que se haya tenido que despedir a técnicos.

Al hilo de esta cuestión, la portavoz de Agricultura en las Cortes de Castilla-La Mancha, Lola Merino, ha criticado que el Gobierno de Page haya expulsado al Grupo de desarrollo rural de , “por motivos meramente políticos y sectarios”, una cuestión que ha sido denunciada por los representantes de Cabañeros y que ha sido admitida a trámite en los tribunales.