El proyecto ha consistido en la instalación de una nueva línea aérea de media tensión a 15/20 kV, en sustitución de la ya existente, entre las localidades de Almuradiel y Aldeaquemada. En total, son 15.044 metros de longitud, de los que 2.643 transcurren por la provincia de Jaén.

El promotor del proyecto es Distribuidora de Energía Eléctrica Pedro Sánchez Ibáñez, SL, y el órgano sustantivo la Dirección General de Política Energética y Minas del . Este organismo autorizó la línea en 2018 y la declaró de utilidad pública. El presupuesto de ejecución del proyecto ha ascendido a 584.050,44 euros.

La instalación tiene como objetivo la adaptación de la línea existente a la normativa para protección de la avifauna contra la colisión y la electrocución en las líneas eléctricas. Para ello, se ha construido una línea paralela a la existente, que dispone de elementos antielectrocución y anticolisión.

Consecuentemente, la nueva línea eléctrica transcurre de forma paralela a la existente, es de simple circuito con montaje a tresbolillo, y un total de 67 apoyos, (la actual línea consta de 176 apoyos). Doce de estos postes se sitúan en la provincia de Jaén. Una vez que entre en servicio la nueva infraestructura, se procederá al desmontaje de la antigua línea y eliminación de la parte superficial de las cimentaciones.

La subdelegada del Gobierno, Catalina Madueño, ha destacado los beneficios que supone para los habitantes de Aldeaquemada esta nueva línea, ya que mejora considerablemente la calidad del suministro, debido a que es una instalación mucho más moderna y con menos apoyos. Eso supondrá que se reduzcan considerablemente los posibles cortes de abastecimiento eléctrico en la población.

Madueño también ha resaltado que la infraestructura cumple con la normativa medioambiental en una zona especialmente sensible, ya que atraviesa varios espacios protegidos como las cuencas del Rumblar, de Guadalén y el Guadalmena; y una zona ZEPA de .