La Policía detuvo a varias personas tras los hechos a las que les tomó declaración, aunque sólo uno de estos jóvenes pasó a disposición judicial. Hace unos días fue puesto en libertad con cargos y tiene la obligación de comparecer una vez por semana en el Juzgado. La juez ha calificado “delito de lesiones graves delito de riña tumultuaria”, han explicado fuentes judiciales a .

Las mismas fuentes han precisado que, en la madrugada del domingo, se produjo una “pelea tumultuaria con muchos intervinientes”, por lo que ahora “hay que escuchar a todos los involucrados y a todos los testigos” para determinar qué personas intervinieron y cuáles tienen relación directa con la agresión sufrida por el joven de 19 años, que permanece en el .

El Juzgado también está a la espera de los informes médicos para ver la evolución del herido, porque dependiendo de estos datos, “no estaríamos hablando del mismo delito”.

De todos los detenidos inicialmente por la Policía, sólo uno pasó a disposición judicial, el que hace unos días fue puesto en libertad con cargos, por considerarse que es el que presuntamente tiene una relación más directa con los daños sufridos por el hospitalizado, aunque no se descarta que tras las declaraciones que se prestarán en los próximos días, haya otras personas sobre las que pudiera recaer esta responsabilidad.

Aunque el joven que está en el Hospital de Ciudad Real fue el herido más grave, en la pelea del domingo resultaron heridas numerosas personas, ya que se produjo un enfrentamiento entre dos grupos con “golpes, lanzamiento de botellas o puñetazos”, entre otros. El Juzgado ahora tiene que identificar a los agresores, “porque se cree que pudiera haber varios”.

La juez también pretende escuchar al joven hospitalizado, en el momento que pueda hacerlo, por la importancia de su testimonio. Al resto de personas las irá citando en los próximos días.