Fernández, que se ha reunido este martes con representantes de la de El Carmen y el del colegio público Cervantes para escuchar su postura contraria al traslado de la UCA, ha manifestado que este es un asunto que debe ser analizado entre los vecinos, la comunidad educativa y las instituciones para que la solución cuente con el respaldo de todos y sea “la mejor para el barrio y para el tratamiento de unos enfermos que merecen respeto y dignidad como todo ser humano”.

En un comunicado dirigido a los medios tras la reunión con los afectados, la regidora ha insistido en conducir este asunto de una forma “sosegada y consensuada” porque “un tratamiento integrador no puede ni debe ser nunca motivo de conflicto, y menos en Puertollano, donde esta unidad lleva muchos años realizando una labor modélica de manera muy discreta pero también muy eficaz”.

Para Fernández, el único objetivo es que el lugar sea “el más adecuado” y que el tratamiento a las personas afectadas por cualquier tipo de adicción sea el “más efectivo”. En este sentido apela a que la sociedad sea capaz de generar un “clima de confianza” para abordar un asunto que se debe enfrentar “de manera integral pero desterrando estigmas y prejuicios”.

ENCUENTRO CON AUTORIDADES SANITARIAS

Mayte Fernández se ha comprometido a convocar en los próximos días una reunión con la delegada provincial de la Junta de Comunidades, , y con el director provincial de Sanidad, , para “recabar la información más completa sobre este tema y llegar a una solución consensuada y responsable”.

La Asociación de Vecinos del barrio de El Carmen y el AMPA del colegio público Cervantes mostraban este lunes su “rechazo y malestar” por el traslado de las consultas de la Unidad de Conductas Adictivas, situada anteriormente en la carretera del Villar, al Centro de la barriada puertollanense.

Además, anunciaban el inicio de los “trámites” para convocar manifestaciones de protesta, según puntualizaba el presidente de la , .

Los vecinos rechazan la ubicación de la UCA en el barrio, donde está operativa desde la primera semana de agosto, porque no consideran “conveniente” que un centro de estas características “se sitúe a 200 metros de un colegio” y porque la zona ya tiene “bastantes problemas”,

UNIDAD DE CONDUCTAS ADICTIVAS

La unidad de conductas adictivas, dependiente del (Sescam), es un recurso asistencial que aborda la deshabituación y desintoxicación de pacientes que sufren cualquier subtipo de patología adictiva.

El equipo profesional de la UCA en Puertollano está compuesto por un médico psiquiatra, que es el coordinador de la UCA, una psicóloga, una trabajadora social, una enfermera y una administrativa.