es la ciudad elegida para acoger las primeras actividades de la Semana de Prevención de Incendios 2019 que organiza Emergencia Ciudad Real, la (APTB) y la , con el objetivo de facilitar información a la ciudadanía que posibilite la eliminación de riesgos dentro del hogar.

Charlas, simulacros, jornadas y actividades para escolares se enmarcan dentro del programa que ha dado comienzo este lunes con la apertura de la Casita de Humos en la Plaza de España de Valdepeñas, para enseñar a la población escolar de cómo actuar en caso de incendios, ha informado en nota de prensa el Consistorio.

A esta actividad ha asistido el alcalde de la localidad, ; el presidente del Consorcio Emergencia Ciudad Real, ; el gerente del Consorcio Emergencia Ciudad Real, ; la responsable de Proyectos de la Asociación Profesional de Técnicos de Bomberos (APTB), ; y el representante de la Fundación Mapfre, José Alfonso Pérez.

El alcalde de Valdepeñas ha resaltado que la localidad conforma parte del consorcio de emergencia de la provincia financiando anualmente una cuantía para la prestación de este servicio con el parque de bomberos, que atiende a la localidad así como a la comarca y a los Campos de Montiel.

“En estos años hemos tenido pocas cosas que lamentar, pero donde han tenido que estar han estado pero sobre todo en dos inundaciones notables que hemos tenido donde ejercen no solo de bomberos para apagar fuego sino para apagar fuego sino además para quitar los riesgos del agua, que no deja de ser una ironía pero muy efectiva, así que en nombre de la ciudad quiero trasladarle nuestro agradecimiento”, ha destacado Martín.

De su lado, el presidente de del Consorcio Emergencia Ciudad Real ha resaltado que es “indispensable” el servicio que se presta en una provincia que cuenta con 20.000 kilómetros cuadrados de extensión, que actualmente tiene a su servicio 9 parques con 250 profesionales.

Por ello, ha indicado que esta Semana de la Prevención de Incendios “está pensada para que todos los vecinos y vecinas de la provincia tengan un conocimiento real de que a veces pequeñas situaciones pueden conllevar grandes riesgos, de ahí que gracias al trabajo de formación de los bomberos se impartan clases, jornadas a agrupaciones de voluntarios de Protección Civil, colaboradores de Cruz Roja, centros de mayores, porque todos son colectivos dentro de los factores de riesgo y también otros son colectivos dentro de su labor altruista para resolver conflictos”.

Entre los consejos más destacables se encuentra la económica instalación de detectores de humos, especialmente en domicilios de personas mayores, así como revisar si existe una deficiente instalación eléctrica, un uso indebido de aparatos de gran consumo o antiguas instalaciones carentes de sistemas de protección frente a sobrecargas.