Como ha informado el Consistorio ciudadrealeño en nota de prensa, se está prestando una especial atención a los menores para que todos los niños de la ciudad tengan las necesidades básicas cubiertas. Para ello se está desarrollando un programa específico de intervención con los menores más vulnerables y se ha creado el Protocolo de Absentismo, para velar por el derecho a la educación de nuestros menores.

En cuanto a los barrios, ha comunicado que están trabajando en una línea de desarrollo comunitario como forma de intervención. “El barrio es de las personas que viven en él, entre todos y todas construimos nuestro barrio y cuidamos de nuestro entorno, avanzando juntos y juntas hacia unos barrios más, cohesionados e inclusivos y por ende hacia una ciudad más inclusiva”.

Además, Hinojosa ha reconocido que “la Concejalía de Acción Social no sólo es el , sino que está en cada uno de los barrio, es cada uno de los centros sociales y el Centro Verde es el centro logístico de la concejalía. En este ámbito se han incorporado al servicio trabajadores sociales, hemos apostado por equipos de barrio en el Plan Concertado de Servicios Sociales. Hay cuatro personas más trabajando y seguiremos creciendo en personal en servicios sociales en función de los proyectos”.

Para llegar a este modelo de trabajo y de intervención, la concejal ha destacado que “la Concejalía de Acción Social debe ser una prioridad para su Equipo de Gobierno, dotándola de recursos y de un trabajo inclusivo junto a todas las concejalías, porque la inclusión es un trabajo de interconcejalías. Los servicios sociales deben de ser fuertes para llegar a toda la ciudadanía, especialmente a la más vulnerable”.

Los servicios sociales del Ayuntamiento atendieron a 3.845 familias el año pasado y registraron un total de 17.000 demandas.