El Ayuntamiento ha colocado crespones negros en el balcón y en la bandera nacional del mástil oficial en señal de duelo justo después de celebrar este mismo viernes un pequeño acto de homenaje al capitán Aybar.

La alcaldesa de Socuéllamos, Pruden Medina, acompañada por los concejales del equipo de Gobierno y varios trabajadores del , ha dado lectura a un comunicado en el que ha expresado que “es un día muy triste para el pueblo de Socuéllamos” y ha trasladado el pésame a la familia del piloto.

Aybar estaba casado con una socuellamina, Rocío Marchante, y se consideraba “socuellamino de adopción, ya que tenía una vivienda aquí y nos ha acompañado en muchos actos conmemorativos del Hermanamiento de nuestro municipio con el ”. Borja Aybar era un piloto muy experimentado, con 1.189 horas de vuelo, que “ha muerto en acto de servicio” según declaraba la alcaldesa, que visiblemente emocionada ha añadido que “Socuéllamos va a llorar su muerte”.

“En el Ayuntamiento vamos a poner crespones en señal de luto tanto en la bandera del mástil oficial como en el balcón para rendirle respeto. La familia de Borja Aybar es muy conocida en Socuéllamos y como hermano de nuestro pueblo vamos a rendirle este pequeño homenaje de luto durante toda la jornada”

Por último, la Alcaldesa ha querido trasladar su pésame también al , al Jefe del Mayor, al Coronel de la Base Aérea de Los Llanos y a todos sus compañeros pilotos. “Estamos con vosotros”, ha concluido.