“Lo que estamos viendo durante este tiempo es que los talleres se están consolidando y los centros ya los contemplan dentro de su programación anual, cosa que agradecemos también a los docentes, que sean conscientes de que la educación vial es algo que hay que enseñar desde pequeñitos”, ha señalado la concejal de Seguridad Ciudadana y Tráfico, .

En este sentido ha indicado que muchos centros educativos ya trabajan la educación vial, ya sea través de material que facilita la concejalía o la propia Dirección General de Tráfico. “Además de trabajar la seguridad vial desde la concejalía también se puede hacer desde el propio centro con distintas iniciativas que facilita la DGT, como cuentos o actividades lúdicas para que los niños puedan adquirir hábitos de seguridad vial que puede implantar de cara al futuro”, ha subrayado.

La dinámica de los talleres sigue siendo la habitual con clases teóricas y prácticas en la pista de educación vial del Parque Amapola, a través de la conducción de bicicletas o karts donde los alumnos intercambian los roles de conductores y peatones.

El objetivo de esta campaña que organiza la Concejalía de Seguridad Ciudadana y Tráfico del Ayuntamiento de Valdepeñas es concienciar a los niños desde una edad temprana de la importancia de respetar las normas de circulación, tanto de conductores como de peatones.

Para ello los alumnos experimentan en el circuito de la Pista de Educación Vial de Valdepeñas, la más grande y completa de Castilla-La Mancha, que cuenta con 4.000 metros, rotondas, 74 señales verticales, 20 señales horizontales y un puente elevado y paso subterráneo.