A día de hoy son unas 13.500 las personas que viven en este barrio, cuya Asociación vecinal cuenta con 324 socios y socias al corriente de pago. Se fundó en 1978, de mano de un grupo de personas que iba a hacer una Comunidad de Vecinos; fue el primer presidente y, hasta 1986, numerosos fueron los presidentes que la encabezaron hasta que “, en 1987, ‘harto’ ya de las dinámicas que se venían dando en el seno de la Asociación, se la encomendó a un grupo de mujeres (encabezadas por Emiliana Herreros Garví)” que, entre otras cosas, empezó a trabajar en el nuevo , en el asfaltado de varias de las calles del barrio, en el foco de infección en que se había convertido el Edificio Merlitex, en el alumbrado público, en el hoy Colegio Público Diego Velázquez y su polideportivo, en el , en la guardería, y en la valla de la antigua Circunvalación (hoy, calle La Roda), como rememora Paco Hurtado.

Nuestro protagonista llegó a la presidencia de este emblemático barrio en mayo de 1997, rodeándose de unas 20 personas para liderar esta Asociación a cuya Junta Directiva “le tocó empezar a terminar proyectos que estaban en marcha en esos tiempos” subraya, así como enarbolar peticiones nuevas.

El presidente de la Asociación de Vecinos del barrio de El Pilar alaba que la participación vecinal “ha cambiado a mejor con el paso del tiempo, porque ahora las vías de comunicarse y reivindicar han mejorado; no obstante, es poca la gente que acude a las Asambleas… pero hay que tener iniciativas para saber atraer a la gente”.

Así, se ha logrado que queden muy pocos rebajes de aceras pendientes de ejecutar; se han arreglado baldosas y baches; se ha mejorado la señalización vertical y horizontal. Concretamente, hablan del problema de la calle Roa Erostalbe, muy estrecha, que es la salida del barrio hacia y un lugar con mucho tránsito de tráfico (con el peligro que conlleva para los peatones); así, desde el barrio solicitaron hacer de doble sentido la calle paralela (Cristóbal Valera) para evitar tanto tráfico por la calle Roa Erostalbe, reivindicación que ha sido atendida y solventada en esta línea desde el Ayuntamiento.

Recientemente, la Junta Directiva del barrio de El Pilar ha tenido oportunidad de reunirse con la concejala de Barrios del Consistorio, , y le ha podido trasladar otras reivindicaciones del movimiento vecinal de las que nos hacen partícipes.

Por ejemplo, hablan de hacer un estudio de circulación (por ser un punto muy peligroso y conflictivo) de la bifurcación-entrada al barrio desde Julio Carrilero a la calle y la salida hacia Julio Carrilero desde las calles Manuel de Falla y Camino de la Virgen, ya que aseguran que “es un verdadero martirio poder cruzar sin jugarse el físico”.

También señalan la conveniencia de soterrar contenedores en las calles , , Camino de la Virgen y para, así, evitar el olor que se concentra en la zona a causa de los residuos. Igualmente, solicitan reformar integralmente y adecuar “la zona Titi-hs, Cleofás, La Isla”; y que el bus urbano pase por las calles La Roda, Granada, Camino de la Virgen, saliendo a Julio Carrilero, facilitando así a la gente mayor un desplazamiento menor para hacer uso del servicio de transporte público urbano.

En cuanto al Centro Socio-cultural D. José Oliva, aseguran que “es necesario poner estores en los grandes ventanales, porque en primavera y verano el centro se convierte en un horno; revisar el aire acondicionado de la sala polivalente”, cuestiones que el alcalde les comentó que “están en estudio por los técnicos del Ayuntamiento”.

De cara al futuro, señalan que precisan de “instalaciones deportivas como campos de fútbol, pistas deportivas, piscina, etc. para los barrios El Pilar / Cañicas / Canal de María Cristina”.

Los vecinos y vecinas de El Pilar “sufren con cariño” la Feria de Albacete, pero piden medidas frente al ‘botellón’

Muy próximo al centro neurálgico de la Feria de Albacete (de la que se sienten tremendamente orgullosos), los vecinos y vecinas del barrio son conscientes de que tienen que “sufrir con cariño las molestias que ello supone”, pero solicitan al Ayuntamiento que intente por todos los medios “ayudar en cuanto a dar facilidades de aparcamiento, el ruido de las carpas hasta altas horas (sobre todo, de lunes a jueves), y el ‘botellón’ en la Plaza de Toros, Jardinillos, Avenida de los Toreros, etc.”. En este último punto, proponen que, “lejos de prohibir, sí se debería facilitar que sean los propios jóvenes los que propongan qué hacer como alternativa a este problema vecinal porque no es ni el lugar ni el horario adecuado y porque estamos hablando de algo que va en contra de la propia salud de los chicos y chicas”.

Éxito de actividades en la Asociación de Vecinos

Manuel Poveda asegura que la de El Pilar “es una de las Asociaciones más completas que hay por la cantidad de actividades que ofertamos”: bordados, bolillos, iniciación al punto y al ganchillo, iniciación a las manchegas, aprendizaje de rondalla, rondalla, zumba, iniciación al baila de las sevillanas, perfeccionamiento del baile de las sevillanas, iniciación a los bailes de salón y perfeccionamiento a los bailes de salón. Manuel explica que tienen “un gran movimiento de personas todas las tardes, de lunes a viernes” y que “la gente está muy implicada con estos cursos y resultan todo un éxito”.

Entre todas estas actividades, participan unas 300 personas; se realizan de octubre a mayo; en el mes de julio, disponen de una Escuela de Verano que fue de las primeras que hubo en Albacete y que, hoy por hoy, atiende a más de 100 niños y niñas. Sobre ella, Paco Explica que “este año vamos a adelantar el inicio de las clases del aula matinal a 09:00 horas, al mismo precio” para atender a estos papás y mamás que entran a esas horas a trabajar; una actividad que incluye todo tipo de actividades para los niños y niñas a lo largo del verano, incluida excursión a la playa.

“Son muchos los jugadores importantes para el Alba salieron de El Pilar…”

Importantísima la presencia de los deportes en el devenir y la popular de este histórico barrio de la ciudad. La Asociación de Vecinos tiene un gran historial en fútbol: empezó a trabajar con Julián y Guini con equipos desde la categoría de benjamín a la de juvenil, teniendo una gran vitrina de trofeos. Orgulloso, Manuel Poveda recuerda que “Santi fue cedido de juvenil al Albacete Balompié; el Pelu y Sotelo también… son muchos los jugadores importantes para el Alba salieron de El Pilar”.

Tras numerosas reuniones con las de entonces, se llegó a un acuerdo con el alcalde y con el delegado de la Junta de Comunidades de esa época, para ceder terrenos concedidos al Centro Socio-cultural, para hacer clases de parvulario para niños y niñas, al mismo tiempo que en esos terrenos se levantaba un pabellón para uso del Colegio en horas lectivas y, fuera de ellas, para el disfrute de la Asociación y de todos sus equipos, así como del conjunto del barrio.

En el año 2000, ese auge futbolístico histórico de El Pilar desapareció y, en 2005, resurgió de la mano del fútbol sala con dos equipos entonces; este año, han sido nueve con un total de 100 chicos y chicas integrantes: 1 pre-benjamín, 3 alevines, 1 infantil, 2 cadetes y 2 femeninos, tal y como recuerda Manuel Poveda. Entrenan dos días por semana (de 18:00 a 22:00 horas), juegan los viernes por la tarde y los sábados por la mañana; han cosechado hasta ahora otra “buena vitrina de trofeos, gracias (también) a y ” desde que empezaron.

La temporada empieza el 20 de septiembre y se desarrolla hasta finales de mayo: en junio, tras la entrega de sus propios trofeos con los participantes en los Juegos Deportivos Municipales (que este 2018 será el 13 de junio), disfrutan de un día de excursión a los Pinares del Júcar, donde viven una jornada de convivencia en la que se les regalan medallas o trofeos a todos.

Unas Fiestas consolidadas y el recuerdo a Javier Poveda, siempre presente

Las fiestas del barrio tienen lugar en honor a su patrona, la Virgen de El Pilar, y se celebran los días 11, 12, 13 y 14 de octubre, aglutinando a un gran número de público en las diferentes actividades que con mucha ilusión se preparan desde su Asociación de Vecinos: misa manchega, ofrenda de flores, danza española, teatro, pregón, espectáculo musical, chocolatada, fútbol sala, juegos infantiles, máster class de zumba, atracciones hinchables, concurso de postres caseros, verbena popular, caldico reparador y gazpachada.

Otra de las grandes citas del barrio de El Pilar llega e la mano de su Festival de Folklore y Memorial ‘Javier Poveda’, en recuerdo al hijo de Manuel (nuestro invitado), un joven muy vinculado a la actividad del barrio y a los más pequeños, que murió con tan sólo 22 años de manera súbita precisamente en una de las muchas salidas deportivas que compartía con los chavales.

El nombre de Javier sigue muy presente en el seno de la Asociación. Por eso, cada 12 de octubre se organiza este Festival (que, este año, celebrará su XXXII edición, la IX en su memoria), donde participan el Grupo de Coros y Danzas de la y de dos grupos invitados que llegan desde otros puntos de la geografía y que varían de cita en cita.

Si lo desean, les invitamos a visionar al completo esta nueva entrega del programa ‘Ciudadanía en marcha’ que, de la mano de la F.A.V.A., realiza La Cerca y que, en esta ocasión, protagoniza la Asociación de Vecinos del barrio de El Pilar. Pueden hacerlo a través del vídeo que acompaña a esta versión por escrito de parte del contenido a tratar en él por nuestros protagonistas.